Padres de familia, ¿cómo reconocer si su hijo padece algún desorden mental?

Según la organización Mayo Clinic, este tipo de enfermedades suelen ser difíciles de identificar por lo que muchos niños no reciben el tratamiento adecuado.

Archivo.

Los desórdenes mentales en los niños pueden ser difíciles de reconocer para los padres y, como resultado, muchos no reciben el tratamiento adecuado. Por esto, este miércoles la organización Mayo Clinic, dedicada a la investigación y educación médica, explicó algunos de los signos de advertencia que los padres de familia deben conocer sobre esta enfermedad, y cómo ayudar a sus hijos a enfrentarla. (Lea: El trastorno que explica la dificultad para aprender matemáticas)

Primero, dice la entidad, hay que identificar los tipos de desórdenes que los niños pueden presentar. Entre ellos está la ansiedad, que se evidencia en trastornos obsesivos, estrés y fobia social, el trastorno de déficit de atención o hiperactividad, trastornos de alimentación como anorexia y bulimia nerviosa, así como trastornos en el estado de ánimo y esquizofrenia.

Ahora, ¿cuáles son esos signos de advertencia para detectar a tiempo alguno de estos desórdenes?

Clinic Mayo habla de estas seis:

Cambios de humor: Ya sean sentimientos de tristeza o retraimiento que duren por lo menos dos semanas o cambios de humor severos que causen problemas en las relaciones en el hogar o en la escuela.

Sensaciones intensas: Sea consciente de los sentimientos de temor abrumador sin razón - a veces con un corazón acelerado o respiración rápida - o preocupaciones o temores lo suficientemente intensos como para interferir con las actividades diarias.

Cambios de comportamiento: Esto incluye cambios drásticos en el comportamiento o la personalidad, así como el comportamiento peligroso o fuera de control. Luchar con frecuencia, usar armas y expresar el deseo de herir gravemente a otros también son señales de advertencia.

Dificultad para concentrarse: Busque signos de problemas para concentrarse o quedarse quieto, lo que podría conducir a un mal desempeño en la escuela.

Pérdida de peso inexplicable: Una pérdida repentina de apetito, vómitos frecuentes o el uso de laxantes podría indicar un trastorno alimentario.

Síntomas físicos: En comparación con los adultos, los niños con una condición de salud mental pueden desarrollar dolores de cabeza y dolor de estómago en lugar de tristeza o ansiedad. Daño físico. A veces una condición de salud mental conduce a la auto-lesión, también llamada daño a sí mismo. Este es el acto de dañar deliberadamente su propio cuerpo, como cortar o quemarse. Los niños con una condición de salud mental también pueden desarrollar pensamientos suicidas o intentar suicidarse. Abuso de sustancias. Algunos niños usan drogas o alcohol para tratar de hacer frente a sus sentimientos.

 

últimas noticias