En vivo: La justicia transicional a dos años del Acuerdo con las Farc

hace 3 horas

Ravi Shankar, gurú de la paz

El guía espiritual indio habló sobre la liberación del estrés como medio para conseguir la paz y la necesidad de tener líderes con fortaleza interior.

La fundación el Arte de Vivir, creada por Ravi Shankar, lleva ocho años en Colombia con sedes en Bogotá y Chía. / Óscar Pérez - El Espectador
Sri Sri Ravi Shankar ha recorrido el mundo predicando la paz. Es mediador en conflictos internacionales y cree que manejar la respiración y liberarse del estrés podría llevar a tener sociedades más pacíficas. Su paciencia es enorme, considera la labor social su misión en la vida y casi siempre responde con frases cortas.
 
Esta semana el líder espiritual indio, creador de la Fundación Arte de Vivir (con sede en Bogotá)  visitó Colombia para encender la llama por la paz en el Centro de Memoria Histórica y reunirse con el presidente Juan Manuel Santos. En entrevista con El Espectador habló de la necesidad del yoga y la meditación en el posconflicto. “Esa ha sido mi pasión: traer paz a este país que es el más biodiverso del mundo”, dijo respecto a su visita.
 
Usted ha participado como mediador en el conflicto entre Pakistán e India. ¿Cómo han ayudado sus doctrinas?
 
En Pakistán ya hemos abierto cuatro centros y 10.000 personas han seguido el programa de alivio del trauma. Allá tenemos 30 instructores que trabajan a través de nuestros proyectos de servicio. Después del terremoto, en 2013, ahí estaban todos nuestros voluntarios y pudimos llegar a ayudar a 100.000 personas. Soy el único líder indio aceptado en ese país. Además, la gente de Pakistán también ha venido a India en las ocasiones más importantes. Se ha dado un intercambio.
 
¿Cómo pueden ayudar la meditación y el yoga en un escenario de trauma o posconflicto?
 
Entrar en la meditación ayuda a desestresarse. Si estás libre de estrés, tu comunicación mejora, tu percepción y expresión mejoran. Entonces, la manera en la que te vas a expresar va a ser no violenta. Además, estas prácticas también ayudan a unir lo que está desunido. Todos los conflictos ocurren porque se rompe la comunicación y las intenciones son cerradas o pequeñas. El yoga hace que amplíes tu visión. Entonces hay compasión, comunicación y compromiso por un mundo más próspero y pacífico.
 
¿Cómo un individuo que esté en paz consigo mismo puede ayudar a desarrollar una sociedad pacífica?
 
Una mente agitada y perturbada es la que genera problemas en la sociedad. Cuando los individuos están en paz todo cambia. Los conflictos empiezan por los individuos: ellos comienzan los conflictos y guerras. Pero también pueden traer paz y armonía.
 
Entonces, ¿qué pasa cuando un dirigente político o un presidente no tienen esa capacidad de manejar su temperamento o estar en paz consigo mismos?
 
¡Cuando los líderes no pueden controlar sus temperamentos es un desastre! Los líderes deben ganar fortaleza interior: una visión y misión interiores. Eso es muy importante. La política no se debe convertir en una profesión. Debe ser una misión de la vida para traer la felicidad a la gente. Hay mucha gente bondadosa y con buen corazón en todos los campos de la sociedad. Sólo deben encontrar su paz interna para llevarla a la sociedad.
 
En estos días hubo dos  eventos que vincularon la política y la religión. La encíclica  del papa Francisco y el Primer Día Internacional del Yoga, convocado por el primer ministro indio, Narendra Modi. ¿Qué opina de ambos eventos?
 
Estos hechos muestran que la gente está lista para un cambio. La gente quiere una sociedad mejor, está cansada del conflicto, de destruir el ambiente. Quieren crear una vida más segura para ellos y sus hijos. Porque hoy la violencia y el estrés en la sociedad son muchos. La Organización Mundial de la Salud (OMS) dice que la depresión será una de las enfermedades más fuertes y no podemos dejarles ese legado a las generaciones del futuro. Debemos dejar un mundo más feliz.
 
En lo personal, ¿qué estrategia utiliza cuando se enfrenta a casos que lo frustran o le dan rabia?
 
Tengo una paciencia enorme. No me frustro fácilmente. Yo mismo me pregunto sobre mi paciencia, cómo tengo tanta. Además, la técnica que enseñamos verdaderamente funciona para cualquier persona. Yo soy sólo yo. Cualquiera puede hacer trabajos de respiración para aumentar su paciencia, su agudeza mental y mejorar la comunicación. Todo es posible.
 
¿Y cómo involucra estas prácticas en su rutina?
 
A pesar de que viajo alrededor del mundo todo el tiempo, todas las mañanas hago un poco de música, de meditación y de conocimiento. De pensamiento filosófico. El resto del tiempo lo dedico a hacer servicio social.