Elecciones 2018: Colombia elige presidente

hace 13 horas

Un control al año no hace daño para evitar el cáncer

Este 4 de febrero se celebra el día mundial contra el cáncer. Aquí algunas recomendaciones para hacerle frente a esta enfermedad que padecen millones de personas en el mundo.

Liga Colombiana Contra el Cáncer

La Liga Colombiana Contra el Cáncer se une al Día Mundial del Cáncer, que se realiza en todo el planeta el 4 de febrero, recordando la importancia que las personas acudan al médico y se realicen pruebas que permitan una detección temprana de esta enfermedad. Conozca cuales son los exámenes que hombres y mujeres deben practicarse por lo menos una vez al año.

El objetivo de esta jornada es reducir el número de muertes anuales evitables por causa del cáncer. Para ello se pretende aumentar la concientización sobre esta enfermedad entre la población en general y presionar a los gobiernos para que adopten medidas que reduzcan las muertes (8,2 millones de personas en todo el mundo, incluyendo 4 millones de defunciones prematuras en edades comprendidas entre 30 y 69 años).

En el marco de esta conmemoración la Liga Colombiana Contra el Cáncer enfatiza en la necesidad de hacerse exámenes de diagnóstico.

“Buscamos que las personas acudan al médico y se realicen los exámenes pertinentes como mamografía, citología, Prueba del VPH, examen de tiroides (mujeres); Prueba de Antígeno Prostático Específico (PSA) y tacto digital rectal (hombres) y endoscopia y colonoscopia (ambos sexos). Estos exámenes sirven para detectar de manera temprana los cánceres más frecuentes en Colombia como son cáncer de seno, cáncer de cuello uterino y cáncer de tiroides (mujeres); cáncer de próstata (hombres, y cáncer gástrico y cáncer de colon (ambos sexos)”, afirma el médico oncólogo Carlos Castro, director científico de esta entidad.

Para las mujeres

Mamografía

Radiografía especial de ambas mamas, que permite diagnósticos precisos de enfermedades benignas y de tumores. Edad y frecuencia: A partir de los 50 años de edad una mamografía anual, y en edades más tempranas, si existen cánceres previos o antecedentes familiares de cáncer de seno.

Citología cervical

Examen de las células del cuello uterino. La muestra es después analizada en un microscopio y sirve para detectar de manera temprana posibles lesiones precancerosas. Edades y frecuencia: Todas las mujeres con vida sexual activa deben hacerse una citología al menos cada dos años.

Prueba VPH

Estudio para detectar la presencia del Virus del Papiloma Humano (VPH). El VPH es un grupo de virus del que se han identificado más de 100 tipos, de ellos más de 40 son transmitidos sexualmente. Edad y frecuencia: Mujeres con vida sexual activa después de los 30 años deben hacerse la prueba VPH al menos una vez cada dos años.

Examen físico de tiroides

El médico general palpa el cuello, los labios, las encías y la mejilla para detectar la presencia de nódulos o masas en la garganta. Edad y frecuencia: Mujeres entre 35 y 60 años. Hacer este examen dentro del chequeo médico anual.

Gammagrafía

Prueba de imagen que se realiza para evaluar la glándula tiroides. Mediante un marcador de yodo radiactivo se muestra la estructura, la ubicación, el tamaño y la actividad de dicha glándula. Este examen se realiza después del examen físico de tiroides si existe alguna sospecha.

Para los hombres

Prueba del antígeno prostático específico (PSA)

Análisis sanguíneo que mide los niveles del PSA, proteína producida por las células de la glándula prostática. Cuando la próstata aumenta de tamaño, los niveles de PSA en la sangre tienden a subir. Los niveles de PSA pueden aumentar por una enfermedad benigna (no cancerosa) o maligna (cancerosa).

Examen digital del recto

El médico se coloca un guante para insertar un dedo en el recto y palpar la glándula prostática en busca de nódulos, áreas de consistencia blanda o dura y otras anormalidades. Edad y frecuencia: Ambos exámenes se deben hacer por lo menos una vez cada dos años, en hombres mayores de 50 años, o antes si existen antecedentes familiares de cáncer de próstata.

Para mujeres y hombres

Colonoscopia

Es un examen médico mediante el cual se introduce en el recto un tubo delgado y flexible que tiene una fuente de luz y una pequeña cámara de video en el extremo. El objetivo de la colonoscopia es evaluar protuberancias o nódulos en el área del recto y del colon y que podrían ser cancerosas. Edad y frecuencia: Personas mayores de 50 años una vez cada dos años, si existen síntomas.

Endoscopia

Es un procedimiento mediante el cual se inserta por la garganta del paciente un endoscopio para observar el esófago, el estómago y la primera sección del intestino delgado en busca de áreas anormales. Si existe alguna sospecha se pueden tomar biopsias del tejido que serán después examinadas en un laboratorio para establecer si hay un cáncer. Edad y frecuencia: Personas mayores de 50 años una endoscopia digestiva complementada con una colonoscopia, una vez cada dos años, si existen síntomas.