Vacuna para casas enfermas

Paredes decoradas con pinturas a base de insecticidas repelerán mosquitos que transmiten enfermedades como la malaria.

Pilar Mateo, doctora en ciencias químicas. / Archivo El Espectador

Todavía no hay una vacuna que proteja a los humanos contra la malaria, pero sí existe una pintura para las viviendas que permite enfrentar una enfermedad que en Colombia, según el Instituto Nacional de Salud, tiene en riesgo de enfermar o causarles la muerte a 25 millones de personas, principalmente niños.Se trata de Inesfly, pinturas que llegaron a Colombia e incorporan una tecnología que convierte las paredes en un búnker contra insectos transmisores de enfermedades como malaria, chagas, leishmaniasis y dengue.

Estas pinturas contienen pequeñísimas partículas de insecticidas que se liberan de manera lenta y son capaces de repeler, matar e incluso afectar el ciclo reproductivo de los insectos, disminuyendo las poblaciones de mosquitos, lo que permite controlar ciertas enfermedades.

Después de pintar, dependiendo del insecto, el efecto dura de dos a cuatro años, sin causar efectos tóxicos en los habitantes de la casa, incluidos los niños. Así lo explica Pilar Mateo, investigadora y doctora en ciencias químicas, quien lleva 17 años liderando esta causa en la cual trabajan más de 90 científicos alrededor del mundo, lo que la convierte en una tecnología con gran respaldo académico. “Las viviendas están enfermas, llenas de bichos, por eso hay que vacunar las casas”, dice.

Además de zancudos y mosquitos, las pinturas pueden ser utilizadas contra alacranes, cucarachas, hormigas, moscas e incluso ácaros.

Pero no sólo hay un componente tecnológico, también está el social. Estas enfermedades representan una mayor amenaza para poblaciones pobres, por eso, de la mano de la pintura y la Fundación Pilar Mateo, a las zonas marginadas llegan mejoras de viviendas, higiene, cambios de hábitos y empoderamiento de los habitantes de casa. Sin embargo, queda un elemento fundamental pendiente y es el acceso a los tratamientos de manera oportuna para garantizar resultados, menos secuelas y mejor calidad de vida para los afectados.

Pilar Mateo y su fundación vienen a Colombia a poner su tecnología al servicio de organizaciones y autoridades involucradas en el tema. Buscan establecerse aquí y permitir que poblaciones vulnerables, como los militares en zonas selváticas, tengan acceso a estas pinturas y otros programas de prevención.

La investigadora —seleccionada como una de las 100 mujeres líderes en España— insiste en que “sólo se conseguirá erradicar las enfermedades si hay control vectorial, control clínico, formación en higiene y salud, viviendas dignas y sanas, y una gran movilización social”.

Inesfly será presentada formalmente en el IX Congreso Internacional de Trauma y Cirugía que actualmente se realiza en el Hospital Militar Central en Bogotá.

Temas relacionados

 

últimas noticias

La zona gris de los medicamentos