Montreal en la encrucijada, su alcalde actual bajo arresto

Michael Applebaum, alcalde actual de Montreal, fue arrestado el lunes en la madrugada en su domicilio y acusado de 14 cargos de delitos entre ellos fraude contra el gobierno, complot, abuso de confianza, y actos de corrupción municipal.

Michael Applebaum, alcalde de Montreal.

Applebaum oficiaba como alcalde interino de la ciudad de Montreal reemplazando al ex alcalde Gerald Tremblay quien a principios de abril del año en curso se vió obligado a renunciar antes de terminar su mandato por implicaciones en malos manejos administrativos durante su administración. Su investigación se encuentra en proceso.

A mediados del mes de febrero del presente año Applebaum ya había comenzado a ser investigado por agentes del UPAC (Unidad Permanente Anticorrupción) pero solo hasta este lunes 17 de junio se le arrestó bajo dichos cargos.

Bajo una operación muy discreta a eso de las 6:00 a.m un grupo de unos veinte policías se presentaron en su domicilio ubicado al oeste de la ciudad con orden de arresto y el alcalde fue trasladado a las oficinas del UPAC sin ser esposado.

“Hemos arrestado al Alcalde actual de la Metrópoli de Quebec”, así lo confirmo Robert Lafrenière, jefe a cargo del UPAC en una conferencia de prensa, al mismo tiempo que Appleabun era interrogado en las instalaciones de la UPAC.

En la operación también fueron arrestados Saulie Zajdel un antiguo concejal municipal y candidato del Partido Conservador de Canadá y Jean-Yves Bisson un antiguo alto funcionario allegado a la administración Appelbaum.

Michael Appelbaum había sido designado como alcalde interino de Montreal después de la renuncia de Gerald Tremblay y su cargo duraría hasta las próximas elecciones municipales en el mes de noviembre.

Varios sectores de la sociedad se han manifestado frente a este hecho que pone una vez más a Montreal contra la palestra frente la escena internacional por sus repetidos casos de corrupción en sus dirigentes.

“En las circunstancias actuales sería preferible que se retire de sus funciones como alcalde de la ciudad”, manifestó Pauline Marois, Primera Ministra de Quebec.

“Es un momento extremadamente difícil de vivir y soportar, tendremos elecciones dentro de cuatro meses y una nueva administración el 3 de noviembre”, dijo Dennis Coderre, antiguo diputado federal y uno de los más firmes candidatos a ser elegido alcalde de Montreal en noviembre próximo.

Mientras tanto el Jefe de la Coalición Avenir Quebec (CAQ) Francois Legault exige que Montreal sea declarada en tutela después del arresto de su alcalde.

“La tutela es la sola manera de restablecer la confianza en los ciudadanos de Montreal, existen otros altos funcionarios implicados en hechos irreprochables y no podemos ir rodando a la deriva”, manifestó el político pidiendo al mismo tiempo la renuncia de Appelbaum.

La persona que podría ser nombrada encargada de la ciudad en las actuales circunstancias es Jane Cowell-Poitras quien tomó las riendas de la alcaldía cuando renunció Gerald Tremblay y antes de ser nombrado interino Michael Appelbaum.

Montreal atraviesa una de sus peores crisis administrativas teniendo como principales protagonistas a sus dirigentes políticos que no demuestran aún a sus ciudadanos la seguridad, el liderazgo y la ética para gobernar la ciudad que ha sido elegida en varias ocasiones en el pasado como la mejor ciudad del mundo.

Por German Posada, colaborador de Soyperiodista.com, Montreal, Canadá.