España jalonó los mercados a la baja

El índice Ibex cerró con pérdidas de 1,1%, no lejos de su nivel más bajo en una década. La Bolsa de París perdió un 2,89%, Londres retrocedió un 2,09% y en Fráncfort cayó 3,18%.

Los costos de España para tomar préstamos aumentaron dramáticamente ayer, a medida que los prospectos de que el país deba pedirles ayuda financiera a los gobiernos de la región amplificaron los temores de que Madrid deba solicitar un rescate soberano internacional.

Los retornos a dos años de los bonos del país vieron su aumento más grande en un solo día desde que la crisis de deuda de la Eurozona se desató a principios de 2010, aumentando casi un punto porcentual en un momento dado, para llegar a 6,74%, el nivel más alto desde noviembre de 1996, antes de cerrar a 6,53%. “España está más cerca de perder acceso a los mercados por completo”, dijo John Stopford, de Investec Asset Management. “No es sostenible durante mucho tiempo pedir préstamos a estos niveles”.

Los retornos a 10 años, que se mueven de forma inversa a los precios y reflejan el costo de solicitar préstamos en el mercado, también alcanzaron un nuevo récord para la era euro y subieron hasta llegar a 7,56%. La principal casa comercial para definir la compra y venta de bonos en Europa, LCH.Clearnet, aumentó el margen, o el depósito extra que requieren sus clientes para mantener deuda de España y de Italia, lo cual aumentó aún más la presión sobre estos mercados de bonos.

La región de Valencia solicitó ayuda por parte del gobierno central. Valencia tiene una deuda de 20.700 millones de euros, debe refinanciar 8.100 millones de euros en 2012, y 2.900 millones de euros en la segunda mitad del año. Se espera que a ésta le sigan otros gobiernos regionales, como el de Cataluña, que tiene una economía del tamaño de la de Portugal. La región tiene una deuda total de 41.800 millones de euros, con 13.500 millones de euros que maduran este año, y 5.700 millones de euros en la segunda mitad del mismo. Se ha dicho que Cataluña probablemente acuda a su fondo de liquidez.

Las 17 regiones autónomas de España han calculado que tienen que refinanciar 15.800 millones de euros en deudas durante la segunda mitad de este año. Entre 6 y 8 de las 17 regiones podrían solicitar ayudas de emergencia, según analistas y reportes de prensa. Estos gobiernos locales se crearon luego de la muerte del dictador Francisco Franco en 1975, especialmente para cumplir con las demandas nacionalistas y culturales de los vascos y catalanes, pero desde entonces se han creado en el resto de España para calmar el temor de los nacionalistas por la unidad del país.

La venta masiva empeoró por el estimativo del Banco de España de que la contracción económica se profundizó en los tres meses que antecedieron al final de junio. El tamaño de la maniobra en los precios de los bonos resultó exacerbado por la tradicional lentitud en el comercio del verano, pero acontece a medida que los políticos enfrentan descontentos adicionales a causa de las medidas de austeridad y el rampante desempleo. Felipe González, el primer ministro socialista entre 1982 y 1996, se convirtió ayer en la figura más importante que ha firmado el “acuerdo nacional” entre todas las fuerzas políticas para sacar a España de la crisis.

Una prohibición sobre las ventas en corto de las acciones españolas ayudó a que las bolsas recuperaran algo de sus ganancias. Sin embargo, el índice Ibex cerró el día con pérdidas de 1,1%, que no está lejos de su nivel más bajo para la década. Y en la región, el efecto dominó cumplió: la Bolsa de París, el CAC-40, perdió un 2,89%, mientras que el mercado de Londres, el FTSE-100, retrocedió un 2,09% y en Fráncfort el DAX 30 cayó un 3,18%.

últimas noticias