Gobierno anuncia 200.00 subsidios de vivienda entre 2020 y 2022

hace 7 horas
Por: J. William Pearl

2022

El COVID-19  fue declarado pandemia y naturalmente nos afecta a todos sin distingo alguno de si se es de izquierda, derecha, rico, pobre, con buena o mala salud. Por esa razón me causa mucha extrañeza que quienes aspiran a ser presidentes de Colombia no le den públicamente su apoyo a un solo líder. ¿Se está pensado más en el poder que en el bien de las mayorías?

Los efectos de este virus traen desempleo y por ende pobreza, entre muchas otras cosas.  El crecimiento económico naturalmente será muy bajo este año, y muy escasa  la demanda de petróleo, que es la mayor fuente de ingresos de la economía colombiana. El WTI estaba a US$ 28.26 y el Brent a US$23.80 a la hora de escribir este artículo. Ya las agencias de viajes pidieron al gobierno licencia para despedir personal. Después vendrán los demás sectores pidiendo ayuda al gobierno.

Más allá  de la crisis económica, me impacta la actitud de los posibles candidatos a la presidencia, quienes piensan que el asunto no les corresponde, pero creo que están totalmente equivocados. Es el momento de aportar, de ayudar, de dar ideas y sobre todo de demostrar que se es capaz de enfrentar esta crisis de salud, con buenas ideas. Churchill dijo en la cámara baja inglesa que ofrecía  “sangre, esfuerzo, sudor y lágrimas”  el 13 de mayo de 1940, tras reemplazar a Neville Chamberlain como primer ministro. Este asunto no tiene sangre, pero sí esfuerzo, sudor y lágrimas. 

La semana pasada tuvo lugar una diferencia entre algunos mandatarios y el presidente. Naturalmente todos buscan lo mejor para  los ciudadanos, es apenas normal. Quienes aspiran a ocupar el solio de Bolívar tienen que entender que no es momento de vanidades, es momento de unirse para enfrentar este difícil momento. No de sacar pecho y aprovechar el instante para verse bien, pues este evento durará mucho (CNN estima que 18 meses) ya que de poco sirve que se marche el COVID-19  de China o Italia, un solo viajero infectado y otra vez tienen que empezar de cero todos los países, es decir es un problema mundial.

Escuché en un programa informativo que Colombia necesita alcohol, ya la Fábrica de Licores de Antioquia tomó la decisión de elaborar alcohol antiséptico, también mencionaban la falta de tapabocas, los cuales muchas fábricas de ropa podrían producir. Esas son solamente dos de entre otras muchas necesidades que vamos a tener. Pero lo más importante es tener un líder, una sola cabeza y que esta interactúe y lidere, de lo contrario no iremos lejos.  Al parecer algunos de quienes buscarán la presidencia en 2022 están demostrando que su ambición de ocupar el cargo más alto del país no les permite ser totalmente solidarios con los  colombianos, otros ni opinan. Creo que actúan equivocadamente, ya que quien se ponga del lado de superar la crisis sanitaria, se pone automáticamente  del lado de la ciudadanía. La responsabilidad no debe ser de los médicos, de los ministros, de los alcaldes,  gobernadores o del presidente, la responsabilidad está en cada uno. Y como decía Echandia, ¿el poder para qué?

910727

2020-03-23T23:40:18-05:00

column

2020-03-24T11:41:19-05:00

jrincon_1275

none

2022

4

3365

3369

 

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de J. William Pearl

Incompleto

Cura

Conjuntos

Fe

Reelección