Por: María Claudia García

5 tips para tener un día feliz

No es que me considere un gurú de felicidad ni mucho menos, pero conocí la depresión en un momento de mi vida y a partir de eso he tratado constantemente de buscar en mi cotidianidad herramientas como terapia y lectura, para sentirme lo más a gusto posible conmigo misma y con mi vida.

En todo este camino y a peso de golpes logré entender que la felicidad está en mi. No está afuera, nadie puede hacerme feliz o infeliz, solo yo tengo el poder y el control de mi existencia y de la forma en que  reacciono ante las circunstancias que me pasan. Me encuentro a diario por mi trabajo como conferencista a personas realmente afortunadas empeñadas en inventarse problemas y sufrir por ellos, y a otros muchas veces con grandes y reales dificultades con una actitud realmente positiva y con una fe  y confianza en que todo va a salir bien.

La felicidad es una decisión, y si quieres tomar esta opción te dejo estos 5 fáciles y prácticos tips que puedes emplear cada día por lo menos los próximos 21 días, tiempo en que se asimilan los hábitos en la mente del ser humano:

  1. Agradece, la gratitud es sentirte afortunado por lo que tienes. Eso no significa no querer otras cosas, si no sencillamente sentir esa alegría en el corazón por las bendiciones que tenemos; ya sea el alimento, el techo, la familia y hasta los problemas que nos permiten aprender para no volvernos a equivocar en el futuro cometiendo los mismos errores. Dar las gracias te sintoniza en una frecuencia de alegría y gozo, si puedes cada mañana cuando te levantas darle las gracias a Dios y a la vida contando los puntos positivos en tu vida, tendrás un día cargado de positivismo y sonrisas.
  2. Deja la queja, al igual que con la gratitud atraes en lo que piensas y lo que vibras. Si tienes un problema, muévete a la acción y revisa como puedes cambiarlo o aunque sea mejorarlo. A diario nos quejamos por las facturas, el gobierno, la pareja, lo inequitativo que es el mundo, el clima, etc. Al dejar de escuchar la voz del ego que nos invita al lamento y a ver lo malo en el otro, tendremos un poco más de tranquilidad mental dejando de buscar lo negativo y ser demasiado críticos.
  3. Escucha música alegre mientras haces ejercicio. El moverte estimula la segregación de endorfinas, con ellas liberaras el stress y te sentirás feliz. Tu cuerpo desarrollará energía vital que te hará sentir más activo.
  4. Rodéate de gente exitosa y feliz, dime con quien andas y te diré quien eres. Las personas que se sienten felices, atraen a otras felices ya que las relaciones son nuestros espejos y nos sentiremos a gusto con quien está sintonizado con nuestro actuar diario, con quien tenemos actividades en común y con quien quiere tener una
  5. Bendice, por que dar y recibir es lo mismo. Parece chistoso y toca tener un poco de nivel espiritual para hacerlo pero realmente funciona. Cuando tengas una discusión con alguien bendícelo, cuando una persona te ofenda bendícelo, al que te cae mal o habla mal de ti ora por el y bendícelo, esto además de hacerte cambiar la percepción que tenemos del otro, por que dejamos de verlo como nuestro enemigo de turno y lo veremos como un ser humano con dificultades y problemas, que actúa de la forma que lo hace por que lo que lleva a cuestas debe ser muy pesado y es lo que tiene para dar, cuando entonces bendecimos con amor a alguien y le pedimos a Dios que le vaya bien en la vida sin importar lo que nos haya hecho, estamos perdonando y una persona que perdona se libera de los recuerdos negativos y es Feliz.

En fin da, sirve, ayuda sin esperar nada a cambio, el universo te lo recompensará.

¡Que Dios te bendiga tu día!

Sígueme @mariaclaugarcia

Escríbeme [email protected]

Buscar columnista

Últimas Columnas de María Claudia García