Gobierno anuncia 200.00 subsidios de vivienda entre 2020 y 2022

hace 8 horas
Por: Antieditorial

¿Amnistiar a la “Mata Hari” afecta a la JEP?

Por: El Vago de los Hilos (@Bajaalcurnia)

Me resulta extremadamente complejo estar de acuerdo con cualquier cosa del editorial del viernes 06 de marzo porque, para empezar, su título sugiere que la JEP debería cuidarse de fallar en derecho, so pena de que la gente “no la quiera” o de que los políticos “la rajen”. Lo cierto es que la JEP ya no puede hacer absolutamente nada por cambiar lo que cierto sector político piensa de ella y lo que es más importante: no debería hacer tampoco nada, más allá de dedicarse a su trabajo.

Empecemos por lo más importante: El Espectador está en desacuerdo con el fallo pero pareciera una simple opinión sin fundamento, que no entiende de Derecho Internacional Humanitario y que seguramente espera que los fallos sean acordes a su propia lógica de la vida y de los conflictos armados. Pues no.

Todo el marco normativo de la JEP deja muy claro que este tribunal de carácter transicional no debe hacer el ejercicio de un juez penal cualquiera, sino que debe aplicar una lógica derivada del DIH, el Derecho Penal Internacional y los Derechos Humanos y armonizarlos, lo que nos lleva, como sociedad, a chocar con la JEP porque no entendemos que el DIH permite que haya víctimas civiles en algunos casos, como en el de Mata Hari.

Así es, el DIH entiende que es totalmente imposible prohibir los conflictos, y todavía más, impedir que haya pérdidas civiles; por eso, lo que pretende es minimizar sus efectos y humanizarlos, no acabarlos. Entender esto es imperativo porque la lógica es una opuesta a la que estamos acostumbrados. Aquí no es: “el que la hace la paga”, sino, “el que no la hace con el debido cuidado y ocasiona pérdidas civiles que exceden la ventaja militar que ofrecía el ataque, la paga”.

Y eso pasó justamente en el caso Mata Hari. La JEP saca un documento de 85 páginas con cuya conclusión se puede estar en desacuerdo pero es innegable que está sólidamente fundamentado. Solicitó muchas pruebas, incluyendo el concepto de dos expertos en DIH, uno de los cuales apuntaba a la dirección que finalmente tomó la JEP: que no era un crimen de guerra sino una acción legítima de combate.

Se pregunta el editorial: ¿acaso “no hay límites a lo que podía hacerse durante el conflicto”? y la respuesta es sí: hay límites. Pero son los límites que ha desarrollado un proceso de más de un siglo de regulación convencional y consuetudinaria, mas no los a El Espectador le parezcan, pequeño detalle que olvidó el editorial.

Este caso concreto, contra esta persona en concreto, tuvo este resultado, lo que no quiere decir que todos los “ataques terroristas”, hayan sido legítimos a la luz del DIH. La JEP tiene la difícil tarea de evaluar cada uno por separado, pero al menos a mí, cuya especialidad del conocimiento es precisamente en Derecho Internacional Humanitario, el fallo me deja dormir tranquilo. Está ajustado a derecho, aunque a los necios no les guste.

908482

2020-03-10T19:27:43-05:00

column

2020-03-10T19:30:01-05:00

ficaco04_81

none

¿Amnistiar a la “Mata Hari” afecta a la JEP?

49

3233

3282

 

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Antieditorial

Bogotá necesita un censo de hogares

La aguja en el pajar

Estamos comprometidos con las víctimas

El gobierno Brasil está cumpliendo