Por: Manuel Drezner

Aniversarios cinematográficos

Cocteau había hecho un primer ensayo cinematográfico en 1930 con La sangre de un poeta, obra que rinde homenaje al surrealismo, pero esperó casi quince años para tomar en serio el cine, a partir de La bella y la bestia, película con imágenes inolvidables a las cuales siguió media docena larga con algunas obras maestras que incluyeron Orfeo, El águila de dos cabezas y El testamento de Orfeo.

Esta última cinta corrió con tan pobre suerte comercial, a pesar de ser una gran película, que obligó a Cocteau a retirarse del arte cinematográfico para mal de este. Irónicamente, este año marcó igualmente el centenario del nacimiento de Jean Marais, gran actor de Francia, compañero de muchos de los años de la vida de Cocteau y protagonista de algunas de sus principales películas.

Pero ya que se está en este tema del cine, vale la pena recordar algunos otros importantes aniversarios del séptimo arte. Uno de ellos, muy importante, es que se cumple un siglo de cuando a Chaplin lo convencieron de que hiciera su primera película, incorporando al cine una de sus figuras básicas.

Este año, en diciembre, se cumplen cincuenta de la muerte de uno de los más importantes directores, no sólo japoneses, sino de la historia del cine, Yasujiro Ozu. Este gran artista tuvo la mala suerte de ser opacado por Kurozawa, quien sabía llegar con mayor facilidad al público, pero su producción es por lo menos tan importante como la del otro director. Su Historia de Tokio figura con honores en la lista de las mejores películas del arte del cine y de hecho en la última encuesta de Sight and Sound figuró entre las diez primeras.

Hace 25 años murió Joshua Logan, importante director de la escena y del cine que hizo varias cintas de primera categoría como Bus Stop (en la cual está la que muchos consideran la mejor actuación de Marilyn Monroe) y que aunque muchos no lo conocen, ocupa con merecimiento un puesto importante entre los directores de cine de Estados Unidos.

Finalmente, vale la pena recordar que se cumplen 75 años del estreno de Blanca nieves y los siete enanitos, de Disney, cinta que demostró que dentro del campo de los dibujos animados también se podían hacer obras maestras.

Buscar columnista

Últimas Columnas de Manuel Drezner

La Orquesta de Cámara de Ginebra

México y su compañía de danza, y Kholodenko

Bach por Stuttgart, y la Filarmónica

Películas fuera de listas

Música moderna en Bogotá