Por: Juana Téllez

Banrep, en modo de espera

La decisión de la Junta del Banrep de la semana pasada mostró el sesgo de la mayoría de los integrantes de esperar con prudencia los resultados de la inflación y sus expectativas en la parte final del año. La decisión de no hacer una bajada adicional a las tasas se dio por una mayoría de cinco a dos votos. Tanto en el comunicado, como en la rueda de prensa, el mensaje de prudencia fue el que primó. Prudencia para esperar a hacer bajadas adicionales a la tasa de intervención si ven una mayor convergencia de la inflación a su meta, porque no quieren afectar con una decisión de corto plazo sus objetivos de largo plazo.

En ese sentido, hay que resaltar que, a pesar de las diferencias que tengamos en la estimación del crecimiento potencial y la tasa de interés natural, la tasa de intervención está muy cerca de su nivel neutral y que rebajas adicionales significarán estar pensando en ejercer una política monetaria expansionista.

Ese paso no es fácil, ya que el escenario inflacionario, aunque está mucho más despejado, aún no se ve completamente clara la convergencia con la meta del 3 %. Como lo recordó el Gerente General en la rueda de prensa y lo ha hecho con vehemencia desde que se posesionó, la meta del Banrep es el 3 % y no el rango meta. Para este año en BBVA esperamos que cierre en 4,2 % y para el año entrante, siendo de los más optimistas, en 3,2 %.

Nuestra estimación les daría elementos para pensarse la implementación de una política monetaria expansiva en la primera parte de 2018, pero es claro que no es el escenario que tiene la mayoría de los economistas. En nuestro caso, una economía débil que crece sólo cerca del 2 % en 2018 permite ver la inflación tan cerca de la meta puntual, pero cuando se considera un crecimiento más dinámico, no es tan claro que llegue
a la meta.

Ahí está el dilema y la incertidumbre, y por eso prefieren ser prudentes, esperar y decir que una postura monetaria expansionista dependerá de la evolución de la inflación, la brecha del producto y el déficit en la cuenta
corriente.

 

*BBVA Research - @juanatellez

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Juana Téllez

La educación de los colombianos con la OCDE

Colombia en la OCDE: una muy buena noticia

Más cerca del empalme económico

Los ojos de las calificadoras

Los libros y la inequidad de género