Por: Cartas de los lectores

Carta abierta a los estudiantes de Colombia

Queridos estudiantes,

Aunque siempre nos dirigimos a ustedes, las actuales circunstancias hacen que esta carta sea muy difícil de escribir. Con cada estudiante que perdemos, una parte de nosotros se extingue: sin duda, la vida de ustedes da sentido a la nuestra. Es por esto que el profundo dolor que sentimos por la muerte de Dilan Cruz –joven de 18 años víctima del uso excesivo de la fuerza por parte del ESMAD–, quien se suma a una larga lista de jóvenes víctimas de la violencia, nos lleva a dirigirles este mensaje.

Manifestamos nuestro inquebrantable y sostenido apoyo a todas las acciones en las que ustedes reclaman justamente sus derechos. Su energía, fuerza e inteligencia colectiva son indispensables para sostener estos reclamos y para lograr vencer las profundas desigualdades de nuestra sociedad que atentan contra la dignidad y la vida de todes.

Por otro lado, nos ha conmovido y motivado la unión entre les estudiantes de instituciones públicas y privadas, en todos los niveles de educación, en torno a una misma causa. Asimismo, nosotres, sus profes, hemos decidido congregarnos para acompañarles y para hacer todo lo que esté en nuestras manos para proporcionarles una red de solidaridad. Sabemos que están poniendo hasta la vida misma en juego para alcanzar el bienestar común.

En el marco de las exigencias hechas al gobierno por el Paro Nacional, cuatro puntos fundamentales nos llevan a movilizarnos a su lado:

- Exigencia de una educación de calidad para todes, solución de los problemas de corrupción que afectan a la educación pública y cumplimiento de los acuerdos hechos con el movimiento estudiantil.

- Derecho a condiciones laborales y pensionales dignas, es decir, el rechazo a la precarización de les trabajadores.

- Cumplimiento integral de los acuerdos de paz, incluyendo garantías de protección y cuidado de la vida, así como la puesta en marcha de la agenda rural integral propuesta por el acuerdo.

- Rechazo a la criminalización de la protesta social y el uso excesivo de la fuerza por parte de los entes de seguridad del Estado.

A estas exigencias se suman otras no menos relevantes como el cumplimiento de los compromisos ambientales del Acuerdo de París y la ejecución de las sentencias de la Corte Suprema para frenar la deforestación de la Amazonía. Dada la importancia de todas estas demandas el presente es un llamado a no desistir, a no desfallecer. También es el ofrecimiento de una certeza: estamos con ustedes. Vivos y vivas les necesitamos.

En sus manos está la materialización de los sueños que las generaciones que los preceden hemos tenido. Seguimos junto a ustedes luchando. Hemos dicho que los profes en la calle estamos enseñando, pero en realidad los maestros son ustedes.

Con nuestra gratitud, fuerza y amor,

Profes Al Paro.

Envíe sus cartas a [email protected].

893859

2019-12-03T00:00:00-05:00

column

2019-12-03T08:17:32-05:00

[email protected]

none

Carta abierta a los estudiantes de Colombia

43

3097

3140

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Cartas de los lectores

Cuatro cartas de los lectores

Tres cartas sobre el caso de “Epa Colombia”

Dios y ciencia, justicia, economía

Dos cartas de los lectores

Dos cartas de los lectores