Por: Cartas de los lectores

Dos cartas de los lectores

Colombia no es una caja de Pandora

En mi calidad de economista, lamento profundamente la falta de seriedad de algunos congresistas, que en las redes sociales hablan impropiamente de regalazos tributarios del gobierno Duque a los empresarios del país, cuando todo ello no es sino un manejo de incentivos al capital, para que se dinamice la economía... para que siga dando frutos y remuneraciones directas e indirectas a grandes poblaciones, incluidos los congresistas autores de esa estridente, escandalosa y grave forma de ver los incentivos tributarios como algo raro y sospechoso, pues se les olvida que estamos en una economía capitalista, que a su vez tiene serio intervencionismo para hacer brillar el interés general.

Estamos realmente al frente de otra fake news, “tumor maligno” del avanzado mundo de las comunicaciones. Todo ello le está haciendo mucho daño a Colombia, pues ciertos sectores políticos quieren hacerles creer a las gentes en las redes sociales que estamos en el peor de los mundos posibles. Lo cual no es cierto. Utilizan argumentos falaces para fomentar un trasnochado odio de clases, siembra que les es favorable a sus intereses dictatoriales.

No nos digamos mentiras: hay que construir sobre lo construido y hacer reformas paulatinas sin acabar con la economía. Venezuela y otros países nos dan lecciones de malos y pésimos manejos de la economía.

Indicado y propicio el momento para decir que Colombia tiene problemas políticos, sociales y económicos graves y grandes, pero no en esa dimensión tan crítica y caótica como lo ve el senador Robledo en su escrito en La Patria: “Colombia desde el satélite”. Claro que se entiende que hay que involucrarle política de oposición férrea e híspida al sistema imperante. Esa es una óptica. Yo tengo otra: que no es tan asustadora. Colombia no es una caja de Pandora.

Rogelio Vallejo Obando.

Críticas injustas

No estoy de acuerdo con estigmatizar a las Fuerza Armadas por el bombardeo en el que murieron, parece, ocho adolescentes. Claro, las familias estarán devastadas. Pero me pregunto: ¿acaso, si una patrulla terrestre transita cerca del sitio en el que esté este grupo de antisociales, los adolescentes van a dudar dispararle igual que los adultos? Porque aquellos, bien por haber sido convencidos por el Eln o por idealismo propio, o por haber sido enrolados a la fuerza, son guerrilleros y están en función de tales. Claro, advierto que no pertenezco al Centro Democrático, que nunca fue de mi admiración el ministro de Defensa saliente y que sí estoy de acuerdo con su retiro. La falla de este fue no haber anunciado que desafortunadamente en el bombardeo habían caído unos menores.

Hernando Mañosca Charria.

Envíe sus cartas a [email protected]

891489

2019-11-18T00:00:29-05:00

column

2019-11-18T00:30:01-05:00

[email protected]

none

Dos cartas de los lectores

26

2901

2927

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Cartas de los lectores

Que no sea interminable

24-D, ¿noche de paz... o paro?

De Drummond sobre declaración de Blanco Maya

Dos cartas de los lectores

Morir, una decisión sin autonomía