Por: Columnista invitado

Ejecutar los PDET para construir sobre lo construido

Por: Mauricio Velásquez*

Las mejores políticas públicas se suelen construir sobre lo construido. La política de paz del gobierno de Santos se construyó sobre la base de lo aprendido bajo la política de guerra del gobierno Uribe. Por eso, Sergio Jaramillo pasó del Ministerio de Defensa de Uribe, donde escribió la política de seguridad democrática, a la Alta Consejería para la Paz, donde diseñó la estrategia de paz territorial.

Lo construido eran los Planes de Consolidación, que administró Álvaro Balcázar bajo Uribe, y lo que se construyó fueron los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial (PDET), que administra Mariana Escobar bajo Santos. Institucionalmente, lo construido se llamaba “Consolidación” bajo Uribe, y lo que se construyó se llama “Agencia para la Renovación del Territorio” bajo Santos. Mismas oficinas, mismo personal.

Pasadas las elecciones en las cuales Iván Duque obtuvo la mayoría democrática, y haciendo valer uno de los principales argumentos de su campaña, es menester preguntarse por lo construido en materia de paz territorial para preguntar por el siguiente paso, lo que se debe construir.

En primer lugar, lo construido. En 170 municipios de la Colombia profunda se ha convocado en asambleas a miles de ciudadanos para que se expliquen. No es error de tipografía. Por primera vez en décadas, la convocatoria se hace para que la gente diga y no para que la gente oiga. Se explican hablando entre sí, contándose entre todas cómo es su realidad, escuchando a otros vecinos hablar de sus iniciativas y sus visiones de territorio.

Lo que allí se dice cristaliza en visiones compartidas de territorio y relacionamiento sociedad-Estado. ¿Qué sale de allí concretamente? Lo que se llama PDET es, dependiendo de la escala, un pacto comunitario o un pacto municipal o, finalmente, un pacto regional. Y es así porque en cada momento de “llegada” queda un plan de trabajo para el desarrollo territorial con las obras que la comunidad demanda para integrarse a los circuitos productivos y culturales de la nación.

Si eso es lo construido, ahora la pregunta es qué es lo que se debe construir.

En primer lugar se debe concluir el proceso PDET. Todos los pactos deben cerrar con la etapa regional. Este miércoles el presidente Santos estará en la clausura del primer pacto regional para la región del Sur de Bolívar. Corresponderá al presidente Duque clausurar procesos semejantes en todas las demás regiones PDET. En segundo lugar, corresponderá a los candidatos a alcaldías y gobernaciones de 2019 aterrizar en sus propuestas la ejecución de los planes para que sus planes de desarrollo recojan el anhelo de las comunidades.

Finalmente, corresponderá al nuevo gobierno reclamar el crédito por la ejecución del plan de reconstrucción territorial más ambicioso del país, no solamente basado en un proceso participativo sin precedentes, que sentará las bases de la confianza entre Estado y sociedad, sino además basado en el principio más valioso de la verdadera construcción de Estado: políticas públicas que se construyen sobre lo construido.

* Profesor de la Escuela de Gobierno, Universidad de los Andes.

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Columnista invitado

Remar para el mismo lado

El hambre no importa

Dosis de aprovisionamiento

Estancamiento secular revisitado