Nace plataforma para seguir el pulso al asesinato de líderes sociales y el futuro de excombatientes

hace 32 mins
Por: Mario Morales

El acabose

NO PUDO SER MÁS PERTINENTE LA SÍNtesis que hizo el fiscal Iguarán acerca de la debacle moral e institucional que como una pandemia cunde en el país.

A diferencia de sus proverbiales discursos afectados, Iguarán fue certero cuando, al referirse al cada vez más grave escándalo por el espionaje indebido del DAS, dijo que estamos en “casi un apague y vámonos” por cuenta del irrespeto a la justicia, violación de derechos fundamentales y el más claro ataque a la seguridad del Estado, con epicentro en la policía secreta llamada a defenderla.

Los seguimientos invasivos a la intimidad de magistrados, opositores y periodistas no sólo barren con el Estado de derecho, que Uribe defenderá esta semana en Europa, sino que ponen de manifiesto la ruina moral y ética de quienes han utilizado las instituciones con fines personales y a veces non sanctos.

Una ruina a la que contribuyen 400 medidas de aseguramiento que alista la Fiscalía por los mal llamados falsos positivos, las 50 mil denuncias por desaparición forzada en los últimos años o los mil nuevos desplazados que hay cada día en este país sin Dios ni ley.

Una ruina que se refuerza, más allá de la pregunta, con la sola duda acerca de si pueden los familiares de los gobernantes tener negocios donde medie el Estado. ¡Por Dios!

Una ruina acentuada por la inseguridad democrática que cunde en Medellín, y el Urabá, y de la que ahora participan Cali y Bogotá, convertidas por estos días en escenarios tristemente naturales del salvaje oeste.

Una ruina en la que cada día aparecen graves señalamientos contra asesores de Palacio, ministros, embajadores y, como la más reciente de Don Berna, financiación de campañas presidenciales.

Una ruina inminente si buena parte de quienes tienen a su cargo la concordancia de la ley y la ética forman parte de un carrusel con sedes alternas en el Congreso y en la cárcel .

Sin moral y sin principios seguramente no sobreviviremos. Tenían razón: nos acercamos al fin del fin. Muy distinto al que prometió este Gobierno. Es como dijo el Fiscal, el acabose.

www.mariomorales.info

Buscar columnista

Últimas Columnas de Mario Morales