Por: Luis Fernando Montoya

Júnior

"Después de escalar una montaña muy alta, descubrimos que hay muchas otras montañas por escalar": Nelson Mandela.

Uno de los equipos importantes del fútbol colombiano pasa por un momento deportivo difícil, pero con el compromiso de todos los estamentos que lo conforman superará este impasse. Me refiero al Júnior.

Cinco pasos para resolver problemas:

1. Definir el problema muy brevemente.

2. Hacer una lista de las alternativas.

3. Hacer una lista de las ventajas y desventajas de cada alternativa.

4. Clasificar las alternativas de acuerdo a las preferencias.

5. Llegar a la conclusión más obvia.

El equipo barranquillero ya ha superado momentos difíciles. También ha tenido momentos alegres cuando ha jugado bien al fútbol y cuando ha sido campeón en nuestro país. Por eso es hora de analizar las posibles causas que están generando los malos resultados, trabajar para superarlas y seguir creyendo en el proyecto de trabajo propuesto para esta temporada.

Los directivos siempre han hecho esfuerzos económicos importantes para conformar equipos altamente competitivos, contratan buenos jugadores, posibilitan las herramientas necesarias de trabajo al cuerpo técnico y a jugadores para que trabajen cómodos, y es uno de los equipos que cumplen lo pactado laboralmente con sus trabajadores. Este año no ha sido ajeno a todo lo anterior y se espera que la situación sea superada.

Llegó un cuerpo técnico nuevo, conformado por hombres del fútbol con experiencia y conocimiento de su profesión. Deben brindarles confianza, apoyo y tiempo para poder construir la idea de equipo que quieren y materializar el estilo de juego para su equipo.

Para este torneo, al conjunto barranquillero llegaron jugadores de recorrido y experiencia que, conjuntamente con la buena base que quedó, deben asumir mayor compromiso y sentido de pertenencia con ellos mismos, con la institución, ratificar en el terreno de juego por qué están en esa gran institución y retomar su nivel futbolístico.

La afición se ha caracterizado por el apoyo, acompañamiento y entusiasmo para su equipo en los momentos de alegría y de tristeza, y es la hora de continuar con dicho comportamiento para volver a ver a su Júnior en los primeros lugares de privilegio en la tabla de posiciones a nivel nacional e internacional.

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Luis Fernando Montoya

River alzó la Copa

Final a la distancia

Hay futuro

Nacional, a enderezar el camino

Final inédita