Periscopio cultural

La agorafobia de las autoridades

Noticias destacadas de Opinión

La agorafobia es un desorden que quien lo sufre siente que el sitio donde está no es seguro y, por tanto, abandonar la casa es algo peligroso. Como se ve, las medidas de protección que se han decretado son una especie de agorafobia, pero la ansiedad la están sintiendo las autoridades, que creen que al encerrar a la gente hallaron la cura para la crisis de salud por la que atraviesa el mundo. El problema de un enfoque como este es que no toma en cuenta las consecuencias que sus medidas pueden tener. Alguien acertadamente lo comparaba a los caballos a los que les ponen orejeras para que solo puedan mirar en una dirección.

Lo cierto es que para prevenir contagios están a la vez creando un mundo de pobreza que será caldo de cultivo para demagogos, como pasó en Venezuela, donde eligieron a quien prometió acabar con la pobreza y a la larga quedaron más pobres aún. La ruina de la gente y de la economía del país no parece importarles mientras se cumplan los protocolos de confinamiento. Eso de no ver sino un aspecto del asunto es algo muy peligroso y, así se puedan mostrar estadísticas favorables a sus tesis, esas estadísticas son mentirosas ya que no toman en cuenta el factor humano al que están degradando económica y psicológicamente.

Crear pobreza a cambio de tener salud es la consecuencia ineludible de esas determinaciones que están alargando la cuarentena en forma cruel y no tienen en cuenta que la salud sin medios de supervivencia es una alternativa que para muchos no vale la pena.

Es necesario que se abandone esa testarudez oficial, rechazada por cualquiera que tenga una mínima capacidad de análisis, ya que esos métodos simplistas que se están aplicando originan problemas mucho mayores, cuya solución es claro que no tienen prevista.

Comparte en redes:

 

Te contamos que estamos trabajando en nuestra plataforma tecnológica para que sea más fácil de disfrutar, por eso no podrás hacer comentarios en los artículos. Estarán activos próximamente. Gracias por tu comprensión.