Por: Para serle franco

La Cocina de Pepina

Un restaurante de comida monteriana y cordobesa en la ciudad amurallada, que atiende solo unas 26 sillas y con ello asegura buena atención y comida saludable y deliciosa, montado por doña Josefina Yances.

Un largo aplauso se merece Pepina por su muy interesante carta de entradas, con platos poco conocidos en el resto del país, y muchos de ellos realmente estupendos. Dentro de estos se destacan los ajíes rellenos de carne molida y salsa roja, un bocado extraordinario; los camarones con salsa de aguacate y vinagreta, simplemente espectacular. La muy típica boronía, un guisado de berenjena y plátano maduro con un sofrito de cebolla, tomate y albahaca, y el famoso cabeza de gato, un puré de plátano presentado en bolitas adobadas con salsa roja. No resultó merecedor de aplauso el escabeche de berenjenas asadas con ajo y cominos, pues es algo insípido y no genera muchas emociones.

La caldereta de camarones, dulzona y colorada en su crema espesa de pimentones y tomates asados y vino blanco, un manjar glorioso. Con la sopa caribe, compuesta de cubos de pescado frito en salsa de leche de coco, cada sorbo un pleno gozo. La sopa de gallina monteriana nos llegó un poco cargada en grasa y en realidad su sabor y presentación no nos cautivaron, aunque nos llamó la atención la receta característica de este plato de usar cubos de diferentes partes de la gallina buscando así obtener un sabor mas completo del ave. Definitivamente, un aspecto por sí mismo de alto interés gastronómico.

No nos quedamos con las ganas de probar el plato con nombre mas curioso, la viuda de carne salada, que se nos presentó en un plato con sabor dulzón, torta de plátano y salsa roja, simplemente delicioso.

Probar todas estas delicias en la Cocina de Pepina, acompañadas de un vino, o de jugos maravillosos como el de carambolo y el de ciruela costeña, nos brinda momentos de deleite para disfrutar.

En definitiva un restaurante con comida auténtica de una región colombiana y con identidad propia.

Relación CLAP de calidad-local-atención-precio: Muy buena.

Para serle franco Callejón Vargas, entre la Calle Larga y Calle del Arsenal en el barrio Getsemaní, Teléfono 300-4628575 y 035-6642944. /

 

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Para serle franco

Restaurante CUON en Medellín

Restaurante Il Tinello

Restaurante Gamberro

Restaurante Belgrado, comida serbia

Leo, de Colombia para el mundo