La memoria encarnada

Noticias destacadas de Opinión

Una estrategia mexicana contra el coronavirus llevó a que rociaran desde un helicóptero algún tipo de desinfectante. Ocurrió por los lados del puente Paso del Norte, en Ciudad Juárez.

Entre las reacciones de curiosidad que produjo en redes sociales la ocurrencia, alguien recordó el Paraquat. El miedo a un líquido desconocido activó la memoria del herbicida altamente tóxico con el que fueron rociados los cultivos de marihuana en la década del 70 y parte de los 80.

En Colombia todavía no logramos que memorias parecidas salten de manera espontánea y con algún poder disruptivo. Pese a la enorme cantidad de glifosato impulsado por la política de drogas de los Estados Unidos en Colombia, todavía se considera en círculos políticos, jurídicos y académicos como válida y necesaria la discusión sobre sus efectos.

Las imágenes de avionetas que rocían glifosato no evocan automáticamente el pánico y los traumas que sí producen entre los que han convivido con las fumigaciones. No hemos construido la memoria encarnada, la memoria que habita en los cuerpos de los que sí saben lo que es haber lidiado con el glifosato.

Por esa misma razón, al gobierno de Iván Duque le es posible sacar provecho de la situación de crisis en que estamos para intensificar las fumigaciones. No disponemos de un conjunto de reflejos que se lo impidan. Al revés, al presidente y sus asesores les habrá parecido que era de tontos no beneficiarse del confinamiento de los directamente afectados.

Que se lo piensen dos veces los que ven efectos positivos en la cuarentena y su capacidad para hacernos valorar la vida y reforzar valores de solidaridad. Nunca antes fue tan clara la desigualdad que existe entre ciudadanos en Colombia.

En plena pandemia, cuando todos somos más sensibles a olores, texturas y aires raros, el Ejecutivo despliega su propio dispositivo de armas biológicas sobre los que menos pueden defenderse.

 

Te contamos que estamos trabajando en nuestra plataforma tecnológica para que sea más fácil de disfrutar, por eso no podrás hacer comentarios en los artículos. Estarán activos próximamente. Gracias por tu comprensión.