Por: Juan David Correa Ulloa

Las cuentas del alma

Todo el pasado de un hombre aparece en el trazo de una caligrafía que se creía olvidada.

Así podría resumirse la estupenda obra Una letra femenina azul pálido, del autor checo Franz Werfel (Praga 1890-Los Ángeles, 1945). Todo el pasado, digo, pues en esta sencilla y precisa nouvelle está presente también una cultura desaparecida, aquella estirpe centro-europea nacida en el imperio austro-húngaro.

 Leónidas, un funcionario del Ministerio de Cultura y Educación austriaco, esposo de Amelie, una bella heredera de una rica dinastía europea, recibe una mañana de otoño una carta escrita con “una letra femenina azul pálido”. Esa caligrafía desencadenará una historia en la cual el amor, la culpa, los celos y las pasiones humanas aparecen con una fidelidad apabullante.

“Ni la cultura personal, ni la educación, ni las buenas maneras, ni otros bienes suntuarios similares logran subvertir la índole brutal de las relaciones básicas que existen entre los seres humanos”, dice Leónidas, un arribista héroe que accedió al mundo de la aristocracia por accidente y quien no ha podido olvidar aquella aventura amorosa que terminó con una despedida en una estación de tren y una promesa incumplida. La caligrafía le pertenece a Vera Wormer, una joven judía con quien Leónidas, después de convertirse en esposo de la ansiada Amelie, creyó que otra vida era posible. Esa mujer, el verdadero primer amor, le pide que ayude a un muchacho de dieciocho años que debe huir de Berlín, pues corre el riesgo de caer presa de la persecución del tercer Reich.

Leónidas pone en tela de juicio toda su vida. Presume ser padre. Se siente vil. Y entiende que al vivir aquella doble vida jugó a los dados el destino y ahora ha llegado la hora de pagar las deudas. En esa encrucijada sucede esta bellísima historia en la cual un hombre y dos mujeres se encuentran para saldar cuentas con el pasado, pues “lo que es preciso lamentar sólo puede perdonárselo uno mismo”. Publicada hace sesenta años y redescubierta en los años noventa, es la obra de un prolífico narrador, cosmopolita, judío, amante y esposo de Alma Mahler, en quien se inspiró para componer esta triste historia de amor.

 

‘Una letra femenina azul pálido’, Franz Werfel, Anagrama.

[email protected].

Buscar columnista

Últimas Columnas de Juan David Correa Ulloa

El reino

Expiación

La torre de Pisa

Volver

Contar el pasado