Más cinismo de Medimás

Noticias destacadas de Opinión

En diciembre de 2018, la firma de asesorías Bicion Business Transformation, como apoderada de Medimás EPS S. A. S., convocó un Tribunal de Arbitramento ante la Cámara de Comercio de Bogotá en la que demanda a Cafesalud EPS S. A. por una suma billonaria, que terminaríamos pagando con cargo a nuestros impuestos.

La demanda se funda en que los afiliados o “activo intangible” comprado no era el que pensaban y que Medimás “lo único que hizo fue suscribir la proforma de un contrato”, terminando engañado por Cafesalud EPS, a la que califican como “vendedor de mala fe”. Planteamiento que no deja de ser paradójico por parte de unos compradores que, como se detalla en su propia demanda, son “inversionistas sofisticados” que difícilmente pueden ser víctimas de “cláusulas abusivas”.

Se quejan de no haber recibido los 6’025.180 usuarios activos en el sistema, pero callan el hecho cierto y público de que las partes sometieron a aprobación de la Superintendencia de Salud la negociación de los afiliados de Cafesalud, avalándose la transacción con la resolución 2426 del 19 de julio de 2017, que limitaba a 3’407.389 afiliados la población a que Cafesalud estaba autorizada atender, tanto del sistema subsidiado como contributivo, pero que violando este límite terminó entregando 5’474.821 afiliados, sobre los cuales el “comprador sofisticado” percibió dineros públicos de la salud (UPC).

Es decir, compraron un bus con capacidad de transportar a 3,4 millones de pasajeros, le embutieron 5,4 millones de almas a las que sí les cobraron plenamente el pasaje, pero maltratan con pésimo servicio, y ahora se quejan de que no les dejaron meter más de seis millones de usuarios.

Medimás es el gran abusador y por ello el fallo del pasado 10 de abril de 2019, en el que el Tribunal Administrativo de Cundinamarca suspendió los efectos de este perjudicial negocio para los millones de usuarios. Fallo apelado ante el Consejo de Estado por otros abogados de Medimás EPS y cuya decisión está pronta a conocerse, en medio de los hallazgos fiscales de la Contraloría por valor de $635.000 millones hasta diciembre de 2018 y que se suman al billonario pasivo con hospitales y clínicas. Un patrimonio negativo que pone a Medimás en causal de disolución y un año 2019 peor que el 2018. Cinismo de estos pájaros tirándoles a las escopetas.

@jrobertoacosta1;jrobertoacostaopinion@gmail.com

 

Te contamos que estamos trabajando en nuestra plataforma tecnológica para que sea más fácil de disfrutar, por eso no podrás hacer comentarios en los artículos. Estarán activos próximamente. Gracias por tu comprensión.