Por: Tola y Maruja

No nos consta

— Oítes Tola, ¿cómo sigue el referendo de reeleción?

— Hoy quizque maneció de mejor semblante, cogió color. Y ya reconoce las visitas.

— ¿Y qué dicen los médicos? ¿Sí se salva?

— Unos dicen que tiene muerte celebral y recomiendan dejarlo conectado hasta el 2014… Otros opinan que la ilegalidá le hizo metástasis y están sugiriendo un trasplante de pregunta.

~~~

— Falta ver si el organismo no rechaza la pregunta… ¿Cierto Tola que da pesar, un referendo tan lleno de vida y verlo como un vegetal?

— El problema fue que nació con el celebro atrofiao… Y dicen que es hereditario del taita, Luis Guillermo Giraldo.

— Ve Tola, ¿y quién va a pagar los gastos de cuidados intensivos?

— Filántropos anónimos que no quieren dar el nombre.

~~~

— ¿Y qué fue lo que lo agravó?

— Él venía sostenido, comiendo bien y muy dicharachero hasta que el uribismo perdió las mesas diretivas del Congreso. Ese lunes pasó muy mala noche, vomitando agravios.

— ¿Pero le tenían enfermera? ¿Había alguno pendiente de él?

— Un enfermero tegua: Valencia Cossio.

— Valiente compañía… Uno ve la cara de Fabio en la penumbra y mínimo entra en coma.

~~~

— Esos diítas se compuso un tris y hasta subía solito a la terraza del Capitolio a asoliarse y recibía sopitas de cebada perlada, pero cuando parecía alentado le llegó el otro batacazo: la Corte llamó una tracamanada de congresistas a versión libre.

— Pobre referendo, no se levanta de una… Como quien dice: miao de la Verónica y cagao del Cirineo.

~~~

— Entonces Uribe tomó cartas en el asunto y dijo que dejaran de carajiar con remedios caseros y goticas florales y que probaran con un siquiatra.

— ¿Y qué dianosticó el dotor Ternura?

— Quizque Luis Carlos dijo de una que era enfermedá mental, que el referendo estaba sicosiao por la Corte y que la única manera de aliviarlo era con notarías y consulados.

~~~

— Pero me supongo que Uribe dijo que no.

— Álvaro contestó con las manos empuñadas: ¡Prefiero que mi Dios se lo lleve!, y le ordenó a César Mauricio que llamara al cardenal Castrillón pa los santos óleos.

— ¿Y qué dijo monseñor?

— Dijo que no era cosa mental sino del alma, que el referendo se sentía solo, que recomendaba el método Garrí.

~~~

— ¿Garrí?

— Garrí era un cómico de la Inglaterra, el papá de Benny Hill, que fue donde el médico a que le curara una melancolía la macha y el matasanos le dijo: Sólo viendo a Garrí podréis curaros.

~~~

— ¿Y eso qué tiene que ver con la salú del referendo?

— Que monseñor Castrillón le dijo a Uribe: Sólo viendo a Uribe candidato, revive el referendo… Vea Álvaro, dígale al oído al moribundo que usté se lanza y que hay muy buenas probabilidades de una guerra con Venezuela.

— Más sabe el Diablo por viejo…

~~~

— Ole Maruja, doblando la hoja, ¿verdá que Noemí está pidiendo canoa en el Partido Verde? ¿Y desde cuándo salió ecologista esa petacona?

— Es que con el calentamiento de Uribito y la derretida de la consulta goda… Y ahí queda al pelo la Sanín, porque a ella la han reciclao varios partidos.

Buscar columnista

Últimas Columnas de Tola y Maruja

Tola y Maruja acompañaron a Duque a Palacio