Por: Columnista invitado

En busca de la diosa “Fortuna”

Cuántos jugadores colombianos hay en el exterior, es una cifra que nadie conoce realmente, lo cierto es que futbolistas nuestros hay por todas partes del mundo, unos jugando en primera división y otros hasta en equipos juveniles donde llegaron buscando una posibilidad.

Por: Rafael Villegas

Es común ver en nuestros medios de comunicación la reseña de los jugadores colombianos que militan en los grandes clubes, pero cuántos hay que al nombrarlos ni siquiera los recordamos, y mucho menos, cuando aseguramos que juegan en ligas como Guinea Ecuatorial, Japón, Sudáfrica, Letonia, India o Kazajistán.

Jugadores como Danny Quendambú y Fernely Castillo, hacen parte del fútbol profesional de Guinea Ecuatorial donde en alguna ocasión hubo ¡hasta ocho jugadores colombianos!, los cuales hicieron parte de su selección nacional buscando un cupo al mundial de Brasil: Carlos Bejarano, Jimmy Bermúdez, Jhonnier González, Roland de la Cruz, César Rivas, Yoiver González sumados a los ya nombrados Quendambú y Castillo.

En Japón, ya lleva varias temporadas Danilson Córdoba, quien después de jugar en el DIM se marchó al país del sol naciente en 2009; hoy está en el Avispa Fukuoka de la liga premier japonesa. Por esas tierras también está Jonathan Restrepo, un volante paisa de recuperación en el Sagan Tosu (primera división).

Pero si jugar en Japón o en Guinea Ecuatorial suena extraño, lo es aún más que tuviésemos jugadores en Letonia (país miembro de la Unión Europea que perteneció a la URSS). Alli estuvieron Kevin Mena (Spartaks Jūrmala) y Peter Domínguez, quien ha regresado al país para vincularse al Unión Magdalena después de haber pasado por el mismo club de Jūrmala una ciudad turística letona.

En la India, donde el dinero para impulsar el fútbol abunda, los colombianos también hemos tenido nuestra cuota. Steven Mendoza, Andrés Felipe González, Luis Yanes, Jairo Suárez y Omar Rodríguez, hicieron parte de la superliga al lado de jugadores de la talla de Alessandro Del Piero, Elano, David Trezeguet y Nicolas Anelka, quienes después de participar allí seguro esperarán que se vuelva a abrir el libro de pases para volver por las tierras del Ganges.

Por toda Europa y América hay jugadores colombianos, como Roger Cañas quien lleva ya seis temporadas en Europa y su historia es bien particular:  le prometieron llevarlo a Italia y allí lo dejaron abandonado a su suerte, pero para su fortuna apareció un empresario ruso que le cambió la vida haciéndolo jugar en ligas menores hasta que aterrizó en el Astana de Kazajistán, donde es figura y del cual tenemos razón por sus constantes participaciones en las ligas europeas, como la Champions o la Europa Lleague.

A otros solo los podemos referenciar como John Mosquera, quien andaba por la República Checa y ahora ha regresado al Atlético Nacional, o Danilo Moreno Asprilla, quien en Bulgaria fue considerado el mejor extranjero para marcharse esta temporada con un fabuloso contrato a los Emiratos Árabes.

Por Sudáfrica está Leonardo Castro, un delantero que no contó con mayor suerte en Colombia, pero que sin embargo en la tierra de Mandela ha marcado los goles que lo tienen como una de las figuras estelares en esa liga.

En China, la cuota colombiana ha sido considerable desde tiempo atrás con jugadores que se fueron a la aventura cuando ese fútbol no movía los millones que hoy inundan el mercado. Allá están con contratos multimillonarios Roger Martínez, Fredy Guarín, Giovanni Moreno, Jackson Martínez, sin olvidar a Carmelo Valencia, quien fue uno de los que abrió ese mercado para los nuestros.

En fin, colombianos regados por el fútbol del mundo hay muchos, así que el orgullo por tenerlos jugando en canchas de todas las latitudes es algo que nos debe inundar el corazón y sin duda, merecen todo el reconocimiento.

* Transmisión de partidos de fútbol de jugadores colombianos en el exterior por DIRECTV Sports.

Buscar columnista