Por: Mario Fernando Prado
Sirirí

Tercera terna para Buenaventura

Por tercera vez, el Partido de la U ha presentado una nueva terna para que el Gobierno Nacional escoja al sucesor del exburgomaestre Eliécer Arboleda quien, junto con su hijo, está preso por supuestos actos de corrupción, como ha sucedido con los otros tres alcaldes que le han antecedido.

En esta oportunidad se trata de personas con profundas raíces porteñas: Maby Yineth Viera, actual secretaria de Asuntos Étnicos de la Gobernación del Valle; el empresario y líder gremial José Pablo Castillo, quien nuevamente vuelve y juega —por algo sería—, y Diego Luis Hurtado, exdirector de la Fundación FES, muy conocido en el quehacer fundacional, con amplia trayectoria en el campo social y étnico y hoy funcionario de la CVC.

Como es de suponerse, reina en el puerto una gran expectativa habida cuenta de que su administración está paralizada y, más aún, a la deriva, lo que se traduce en un desgobierno y una anarquía nociva para la ciudad-puerto, que naufraga con las luces encendidas.

La decisión, que está en manos del presidente Duque, es urgente. Bien se sabe que cuando el gato se va, los ratones hacen fiesta y me temo que esto es lo que está sucediendo, toda vez que no ha sido posible extirpar los tentáculos de los malos manejos que continúan haciendo las de san Quintín.

Valga recordar que mientras que la operación portuaria como tal es un completo éxito y ya hay cinco puertos funcionando con bastante diligencia, la ciudad es un verdadero caos, en donde no se han solucionado las más elementales necesidades básicas, se vive en permanente zozobra en un infierno de inseguridad con robos y crímenes execrables y la droga y el microtráfico hacen de las suyas (vean no más lo que sucedió anteayer).

Ojalá, pues, que de esta terna, conformada por personas idóneas, salga el nuevo mandatario que, con sentido social, inicie una gran cruzada de moralidad y de eficiencia y limpie la Alcaldía de tanto parásito ladrón que se ha robado al bello puerto del mar, ante los ojos y oídos de todos los colombianos.

 

Buscar columnista

Últimas Columnas de Mario Fernando Prado

Venga a Cali para que vea

El lado oscuro de Claro

Un pequeño 9 de abril

Choque de aviones

Se la montaron a Ubeimar