Por: Hernán González Rodríguez

“Tu sociedad está condenada”

El 2 de febrero de 1905 nació en San Petersburgo, Rusia, la filósofa y escritora Alissa Zinovievna Rosenbaum, más conocida en el mundo de las letras bajo el seudónimo Ayn Rand, y falleció en marzo de 1982 en Nueva York. Como niña padeció la revolución comunista que degradó a su familia de clase media a la pobreza.  Escribió para Hollywood y Broadway, se casó con un artista, en 1938 pasó de novelista y guionista a ideóloga reconocida, fundó el llamado libertarianismo. Reproduzco en este artículo algunas de sus frases célebres más ajustadas a la realidad colombiana.

Comienzo por recordar la Tesis #25 de la X Conferencia de las Farc en los llanos del río Yarí, la cual reza así: “Nos seguiremos orientando por un ideario inspirado en el marxismo, el leninismo y el pensamiento emancipatorio bolivariano”.

Jaime Caicedo, el jefe del comunismo colombiano, afirmó en su entrevista para el canal chavista de Telesur: “Entre las preocupaciones de (nosotros) los comunistas se encuentra la implementación de los acuerdos de paz y en especial la lucha contra el paramilitarismo”.  ¿Son los paramilitares que menciona Caicedo quienes se oponen acaso a sus ideales marxistas?

A continuación, algunas frases célebres de Ayn Rand.

“No hay diferencia entre “comunismo y socialismo”, excepto en la manera de conseguir el mismo objetivo final: el comunismo propone esclavizar al hombre mediante la fuerza, el socialismo mediante el voto. Es la misma diferencia que hay entre asesinato y suicidio”.

“La ambición de poder es una mala hierba que solo crece en el solar abandonado de una mente vacía”.  Y para alcanzar dicho poder, recurren al “argumento de la intimidación, que es la confesión de su impotencia intelectual”.

“La piedad por el culpable es la traición al inocente”.  “La minoría más pequeña del mundo es el individuo. Aquellos que niegan los derechos individuales no pueden pretender, además, ser defensores de las minorías”.

“El capitalismo no es un sistema del pasado; es el sistema del futuro —si es que la humanidad va a tener algún futuro—”.

“Cuando adviertas que para producir necesitas obtener autorización de quienes no producen nada, cuando compruebes que el dinero fluye hacia quienes no trafican con bienes sino con favores, cuando percibas que muchos se hacen ricos por sobornos y por influencias más que por su trabajo, que las leyes no te protegen contra ellos sino, por el contrario, son ellos los que están protegidos contra ti, cuando descubras que la corrupción es recompensada y la honradez se convierte en autosacrificio, podrá entonces afirmar, sin temor a equivocarte, que tu sociedad está condenada”.

“El interés del hombre creador es conquistar la naturaleza, el interés del parásito es conquistar a los hombres”.

Buscar columnista