“Nos mueve la pasión”

Santiago Chamorro, el presidente de General Motors-Colmotores, considera que Chevrolet no es sólo una marca sino un amigo en el que se puede confiar. Destaca el trabajo de los 1.400 empleados de la ensambladora en el país.

Dice un adagio popular que “la sencillez es directamente proporcional a la sabiduría”. Y esa frase sabia encaja a la perfección con Santiago Chamorro, el presidente de General Motors-Colmotores, un colombiano que se ha sabido ganar el respeto y cariño de los 1.400 empleados de la ensambladora en el país.

Su carrera con la marca del corbatín la inició desde 1993, en el área de ventas y mercadeo y, a partir de ese momento, gracias a su desempeño, profesionalismo y carisma, comenzó su carrera ascendente, hasta lograr el más alto cargo de la corporación en el país.

Autos habló con él en el lanzamiento del Spark GT, en Cartagena, sobre algunos aspectos de su carrera y forma de ver la vida.

¿Cómo analiza el 2010 para ustedes y para la industria?

Para nosotros es el año del producto y por eso uno de los más importantes. En la medida en la que han pasado los meses, las expectativas han ido creciendo. Al comienzo del año pensábamos en 195.000 unidades y cada mes hemos ido cambiando las proyecciones, al punto que ahora estamos hablando de 220.000. Nosotros esperamos una participación del 36%.

¿A qué se debe ese repunte?

Pienso que a un ambiente político muy tranquilo y un proceso electoral muy positivo, en el que las ideas fueron muy importantes, marcando una diferencia con otras regiones del continente; además, el desempeño económico está creciendo en diferentes sectores; las tasas de interés más bajas; y un mejoramiento en la cartera y en la financiación.

¿Cómo ve la casa matriz a la región?

De muy buena manera y por ello se creó la regional de General Motors Suramérica, comandada por Jaime Ardila, que por ser de nuestro país es importante para Colmotores y un orgullo para Colombia. Suramérica significa un 8% de las ventas globales de la compañía y es la región con una participación cercana al 20%, la más alta de todas.

¿Qué tiene el Spark GT de su personalidad?

Me llama mucho la atención su parte dinámica y su novedoso diseño. Es un vehículo que llama la atención y que cuando uno tiene la oportunidad de manejarlo va encontrando sus bondades. Me dio mucho agrado conducirlo. Por mi trabajo y porque me gustan, he tenido la oportunidad de probar muchos carros, pero proporcional a su segmento, es el que mayor satisfacción me ha dado en la parte dinámica.

Se sigue hablando mucho de cuál es el llamado a ser el ‘carro colombiano’. ¿El Spark podría tener ese privilegio?

Puede ser el Sprint del siglo XXI y esperamos que así sea, pues es un carro moderno que rompe muchos paradigmas de diseño y refinamiento, con equipamientos de otros segmentos, como el Chevy Star y con una motorización que ofrece la mejor relación de peso/potencia de su segmento.

¿Cuál es el sello que ha impuesto Santiago Chamorro al frente de Colmotores?

La búsqueda incansable de atender las necesidades y requerimientos del cliente. No es vender por vender, sino saber escuchar y estar atento a responder a las exigencias.

¿Qué es lo que más le gusta de la industria automotriz?

Definitivamente que es un tema de sueños. La movilidad es algo que todo mundo quiere tener y que anhela. Además, es una forma de expresar su individualidad. Tiene un contenido de glamur, de tecnología, de ciencia y de arte.

¿Y cuál es el vehículo de sus sueños?

Se lo respondo de la siguiente forma. Viene en octubre...

¿Le gusta manejar?

Indudablemente. Lo hago en una Tahoe, pero en la ciudad es difícil hacerlo por el trabajo. Me gustan los paseos de carretera y prefiero viajar en carro que en avión. La movilidad me da una sensación de libertad.

¿Cuál ha sido su mayor satisfacción, hasta el momento, en la presidencia de Colmotores?

Se dio en 2009, en un año cargado de desafíos y en el que se definía el futuro de GM. Conseguimos el objetivo que nos impusimos y era explicarles a los colombianos que si bien la corporación enfrentaba problemas, la marca era muy sólida y contaba con la gente para responder a las necesidades y que en el país contaban con un gran respaldo.

¿Tiene alguna frustración?

Frustración como tal, no. Tal vez por mi naturaleza me gustaría ir más rápido en este negocio, pero no lo permite. En Colombia a veces se toma seis meses para frenar y seis meses para acelerar. Al comienzo del año tuvimos una demanda fuerte y no pudimos atenderla por falta de disponibilidad de vehículos, pero afortunadamente reaccionamos.

¿Usa corbatín?

No, sólo en el carro.

¿Y qué significa el logo del corbatín para usted?

La marca Chevrolet es la materialización de todo aquello que uno podría decir de un buen amigo. Los consumidores dicen de nosotros: “Chevrolet es alguien en quien confiar, nos brinda respaldo y no nos deja tirados, nos acompaña y lo puedo recomendar”.

¿Qué destaca de sus compañeros en la planta de ensamblaje?

Hay tres elementos en los empleados de Colmotores para destacar. Primero, somos personas apasionadas, que vibramos con las cosas que hacemos y ponemos empeño en todas las cosas; segundo, nos gusta el trabajo bien hecho; y tercero, nos gustan los carros. Son posiciones muy comunes en los 1.400 empleados de la compañía. Por lo anterior es fácil hablar del cliente y qué se debe hacer para tenerlo satisfecho.

¿Cómo maneja el poder?

Realmente de manera participativa, con decisiones colegiadas. Es bueno escuchar a la gente, porque las respuestas salen de todos los colaboradores con los que uno está trabajando.

¿Es de buen genio?

Normalmente sí, pero una coca-cola light ayuda para cuando el Chamorro se me sube a la cabeza.

¿Y cuando sucede eso?

Uno toma decisiones con información parcial; prefiero tomar diez rápidas y devolverme en una.

¿Cómo se desestresa?

Dedico buena cantidad de fin de semana para estar con mi familia, es la mejor terapia. También haciendo deporte con los hijos, jugando golf y montando en bicicleta.

¿Ha cometido injusticias?

Yo creo que sí, es apenas humano y natural. Eventualmente las cometo, pero la cualidad es que si me la demuestran doy reversa muy fácilmente y cambio de opinión.

Temas relacionados
últimas noticias

Historia del lenguaje Porsche

BMW presenta en Colombia el nuevo Serie 4

Mercado automotor continúa su recuperación

Peugeot 5008, un deportivo de altas proporciones

Novedades en el sector de las llantas