Internet ya llega a una cuarta parte de la población china

Hay 338 millones de usuarios.

Pese a la creciente censura, la expansión de internet continúa ampliando rápidamente su presencia en China, donde el número de usuarios alcanzó los 338 millones de usuarios en junio, más de la cuarta parte de la población del país.

La cifra supone un aumento de 40 millones de usuarios con respecto al anterior recuento, elaborado a finales de 2008, informó la agencia oficial Xinhua al citar datos del Centro de Información sobre la Red Internet en China.

Es además la primera vez que la tasa de usuarios de internet en China (aproximadamente un 25 por ciento) supera la media mundial, fijada en torno al 20 por ciento, aunque en los países desarrollados la presencia de la red sea mucho mayor.

Un 94,3 por ciento de los usuarios chinos utiliza banda ancha para acceder a la red, una cifra ligeramente mayor a la de finales de 2008, mientras que en esos seis meses hubo un fuerte aumento (32,1 por ciento) de los internautas que acceden a la red a través del móvil (155 millones).
 
El estudio gubernamental señala que los usuarios chinos utilizan internet sobre todo para leer noticias, jugar y hablar con sus amigos, con un fuerte aumento de las compras por internet (se pasó de 14 millones de usuarios de estos servicios a finales de 2008 a 87,9 millones en junio).
 
China es desde el pasado año el país con mayor número de internautas del mundo, a gran distancia del segundo (EE.UU.).

La comunidad internauta china crece desde hace años a un ritmo muy rápido (unos 15 millones de nuevos usuarios cada dos meses) y todavía lo seguirá haciendo en el futuro, según vaticinan los expertos.

El éxito de internet en China se produce pese al fuerte control de contenidos ejercido por el Gobierno, especialmente contra webs extranjeras y en fechas “delicadas” para la política nacional.

Actualmente, y a raíz de las tensiones étnicas sufridas en Xinjiang este mes y en el Tíbet el pasado año, los usuarios chinos no pueden acceder a webs tan populares como YouTube, Facebook o Twitter.

Pese a la censura, internet es el medio de expresión preferido por los jóvenes chinos, y desde él se han destapado casos de corrupción local, se han organizado protestas o se han escrito artículos críticos o irónicos contra el Gobierno comunista.

 

Temas relacionados