23 Dec 2020 - 4:30 p. m.

Planifique sus vacaciones

5 playas en el Caribe colombiano para visitar en fin de año

Recomendados para perderse, o encontrarse a usted mismo, en medio del sol, la brisa y la arena.

No hay duda de que Colombia es uno de los países con mayor riqueza geográfica de todo el continente. Es un destino que atraviesa los Andes, lo que permite atardeceres de postal casi en cualquier parte del interior y está rodeado por dos mares que enmarcan y aterrizan el paraíso en la Tierra.

La región Caribe colombiana alberga algunas de las playas más llamativas del continente. Muchas de ellas son tan bellas como vulnerables, por lo que al visitarlas siempre hay que recordar que sus colores y sensaciones dependen de un turismo responsable, tanto con los espacios, como con sus habitantes.

A continuación encontrará cinco playas ubicadas en esta zona al norte del país. Media decena de lugares por visitar, que son solo la antesala a las más de 300 con las que cuenta Colombia.

1. Playa Cabo San Juan

A unos 34 kilómetros de Santa Marta está el Parque Nacional Tayrona, uno de los lugares con mayor riqueza natural del país, que hace parte de la Sierra Nevada de Santa Marta.

Gracias a su extensa vegetación y al característico tono zafiro que toma el mar cuando se levanta sobre su extensión, Playa Cabo San Juan es una de las postales más frecuentes del parque. Este destino tiene un lugar para comprar comidas y zonas para acampar. La arena, gruesa y que difícilmente se adhiere a la piel, es una de sus cualidades.

2. Punta Gallinas

En el último extremo al norte de La Guajira está Punta Gallinas, un lugar ideal para los amantes de los paisajes, quienes pueden presenciar las curiosas formas que toma la arena bajo un cielo frecuentemente azul que, bien podría decirse, se mezcla con el interminable mar Caribe.

Aunque la mayoría de las ciudades del Caribe colombiano ofrecen opciones para llegar a este extremo del país, se recomienda salir desde Riohacha, capital del departamento, y emprender un camino que atraviesa los diversos paisajes de La Guajira y culmina en Punta Gallinas.

(Lea también: 5 hoteles secretos para disfrutar del Caribe colombiano)

3. La playa de Barú

Delimitando la bahía de Cartagena se halla la playa de Barú. Lo que muchos conocen como una isla, es en realidad una de las penínsulas más llamativas de la región, pues en sus playas el agua cristalina recorre la arena, que oscila entre tonalidades blancas y rosas.

(Lea también: 7 hoteles pequeños y con encanto para descubrir el Caribe colombiano)

A Barú se puede llegar por medio de lancha o vía terrestre (a unos 30 km de Cartagena). Al llegar, los visitantes pueden disfrutar de atracciones naturales, que van desde las relajantes aguas de playas como Agua Azul y Agua Tranquila, hasta el Aviario Nacional, donde se pueden recorrer las inmediaciones y observar a cerca de 170 especies de aves.

4. San Andrés

Si algo ofrecen los destinos con playa es la posibilidad de realizar muchas actividades. San Andrés es uno de ellos, pues sus paisajes y colores pueden ambientar desde un día lleno de deportes acuáticos, hasta una estadía tranquila al ritmo de la brisa y el ambiente cálido.

(Lea también: Viajar a San Andrés, la mejor forma de ayudar a todo el archipiélago)

Viajar por Colombia es una de las mejores opciones en medio de la reactivación económica por la que transita el país y San Andrés es uno de esos destinos que demuestran la diversidad cultural nacional. En la isla hay una gran oferta hotelera y gastronómica que se adapta a todos los presupuestos.

5. Islas del Rosario

A 40 minutos de la ciudad heroica de Colombia, en el mar Caribe, se encuentra un pequeño y confortable archipiélago compuesto por las Islas del Rosario. Por su ubicación, solo se puede llegar vía marítima, aunque el trayecto dura menos de una hora.

Las playas de este archipiélago albergan algunos de los lugares más bellos del departamento, pues todas se hallan rodeadas por aguas transparentes, ideales para realizar deportes acuáticos o solo para tomar un baño en ellas, disfrutando la paz de un lugar lejos de los grandes centros urbanos.

Comparte: