En Colombia los carros usados le ganan a los nuevos

Este mercado se ha convertido en la alternativa de los concesionarios golpeados por el alza del dólar. En la segunda versión de Bogotá Car Expo se espera vender más de 800 vehículos a precios muy atractivos.

La Feria del Carro Usado será del 4 al 7 de agosto. / iStock
La Feria del Carro Usado será del 4 al 7 de agosto. / iStock

El incremento en el precio del dólar durante el año pasado fue un golpe duro para la industria colombiana. Como consecuencia de los elevados precios de las importaciones, sectores como el automotor tuvieron que incrementar los precios de sus vehículos, una decisión que impactó negativamente las ventas. En busca de una alternativa, a finales del año pasado varios concesionarios organizaron Bogotá Car Expo, la primera feria de carros usados.

Y es que según cifras de Fenalco y el Registro Único Nacional de Tránsito (RUNT), la comercialización de vehículos usados es un mercado en alza. De acuerdo con el RUNT, el año pasado se realizaron 756.209 traspasos, lo que representa un incremento del 15,2 % respecto a 2014, cuando se efectuaron 656.264 transacciones similares de usados.

Guillermo Botero, presidente de Fenalco, explica que la tendencia es hacia los autos familiares, “de los que hay tres usados por cada nuevo que circula en el país”. De este segmento se realizaron 462.853 traspasos el año pasado. Lo sigue el de las pickups, con 134.573 ventas en el mismo período, lo que quiere decir que, por cada camioneta recién salida del concesionario, hay once que cambiaron de propietario.

Con semejante panorama era cuestión de tiempo antes de que alguien se animara a crear una feria para impulsar este mercado. Andrés González, jefe de proyecto del evento, comenta que entre los organizadores se encuentran Corferias, Fenalco, y Asousados, que buscan “concentrar en un solo sitio una gran cantidad de concesionarios para que ofrezcan sus vehículos usados y dar al público en general la posibilidad de adquirir o vender su carro con todas las comodidades, marcas y garantías”.

El comprador tiene la seguridad de estar negociando con entidades serias y no con “compraventas que hoy están abiertas y mañana no”. Después de todo, y aunque es un mercado con popularidad creciente, todavía hay quienes dudan a la hora de comprar un usado, pues les preocupa el estado mecánico del carro y su pasado judicial. “Los más de 20 concesionarios que participarán en la feria quieren mostrar la transparencia y legalidad que hay en este tipo de transacciones”, agrega González.

Aparte de Autogermana (importador de BMW), Volvo, Casatoro y Carmax, el evento que se realiza del 4 al 7 de agosto en Corferias también contará con la presencia de otros especialistas. Expertos en peritaje, compañías de seguros y servicios financieros asistirán para que todos los interesados puedan adquirir el carro que desean a un precio justo. La meta, comenta el ejecutivo, es contar con más de 23.000 visitantes y superar los 800 traspasos de vehículos de todas las gamas y marcas.

Además de la venta de vehículos usados, la feria contará con dos shows, uno de vehículos clásicos 4x4 y otro de Kia Picanto modificados, diseñados pensando en los apasionados del mundo automotor. “Este es el momento para comprar carro”, concluye González.

Temas relacionados
últimas noticias