El sucesor del Twingo

Placer al conducir, confort y un diseño renovado son los sellos distintivos. Su misión: conquistar el mercado de los jóvenes.

Aunque en el resto del mundo la primera generación de Renault Twingo dejó de fabricarse hace aproximadamente cinco años, en Colombia su demanda era tan alta, que Renault-Sofasa se resistía a finiquitar su producción por ser uno de los modelos más emblemáticos y de mayor aceptación.

Sin embargo, después de 16 años de fabricación, 18 versiones y 100.000 unidades vendidas, el entrañable carro con una personalidad arrolladora dice adiós a sus más fieles seguidores.
 
Y el reto no puede ser mayor para la ensambladora que tomó la decisión de retirarlo del mercado e incursionar con un hatchback cinco puertas que viene con la opción de dirección asistida. Se trata del nuevo Clio Campus, dirigido a los jóvenes que quieren comprar su primer vehículo y a aquellas personas que desean un segundo carro en su hogar.
 
Este nuevo modelo cuenta con un diseño exterior deportivo, robusto y con personalidad, gracias a su nueva puerta trasera, bómperes en tono carrocería, luces halógenas de doble óptica, boceles delanteros y traseros, becquet renovado y rines de acero de 14 pulgadas.
 
El hatchback viene repotenciado con un motor 1.2, 16 válvulas, 75 caballos de fuerza, baúl de 225 litros, el más amplio de su categoría, y con la posibilidad de desplegar las sillas traseras 1/3 o 2/3, con el objetivo de obtener mayor capacidad de carga.
 
En su interior se destacan detalles que brindan  seguridad y confort, pensados en  hacer más placentera la vida a bordo. Por ejemplo, la guantera y las puertas delanteras ofrecen compartimiento portamapas, la parte central está dotada con encendedor de cigarrillos, cenicero, radio CD Mp3 con entrada auxiliar y USB y aire acondicionado. 
 
El equipamiento renovado representa la identidad de la marca, pero conservando las características que lo han convertido en un referente del mercado de compradores jóvenes desde hace 16 años.
 
La tecnología también se hace presente en esta versión con la incorporación de  la Unidad de Control del Habitáculo (UCH), un calculador electrónico que administra diversas funciones digitalmente, como el temporizador de la luz del techo, las funciones del tablero de instrumentos y hasta la cantidad de gasolina que debe ser inyectada al motor.
 
Economía y mantenimiento
 
Un precio asequible y bajos costos de mantenimiento son otras de sus bondades. Un óptimo consumo de combustible y excelente recuperación, el bajo peso y su sistema de inyección electrónica multipunto secuencial ofrecen la mayor potencia del segmento.
 
Con un precio competitivo que arranca desde los $22’990.000, este automóvil está disponible en tres versiones con diferente nivel de equipamiento. Una  de entrada; la segunda, con aire acondicionado, y la tercera, que trae además del aire, dirección asistida.
 
La primera revisión se hace a los dos años de garantía o 50.000 kilómetros, y seis de anticorrosión, se cuenta con el respaldo y experiencia de la red de servicios conformada por 195 puntos en 35 ciudades del país.
 
Para las personas que quieran complementar el equipamiento del Clio según sus gustos y necesidades, se ofrecen dos kits de accesorios. El primero, compuesto por alarma, bloqueo y elevavidrios delanteros; el segundo incluye rines de aluminio de 14 pulgadas y moldura de estribo en la puerta, los cuales le dan un aspecto aún más deportivo.
Temas relacionados