Los más vendidos en 2016

Mientras que Chevrolet sigue liderando la lista de automóviles, vans y utilitarios, Nissan acelera con las pick ups y Kia en los taxis.

A pesar de que las ventas de vehículos repuntaron a finales de este año, gracias al Salón Internacional del Automóvil de Bogotá y a los ajustes de la TRM, la verdad es que 2016 no fue muy bueno para el sector: hubo un decrecimiento del 12 % en comparación con 2015.

Sin embargo, en medio de este escenario se vendieron 220.230 vehículos, de acuerdo con las cifras de la Asociación Colombiana de Vehículos Automotores (Andemos). El segmento más apetecido fueron los automóviles, en el que Chevrolet se llevó el primer y el segundo puestos, con el Spark (14.134 unidades) y el Sail (13.896 unidades). La tercera casilla la ocupó el Mazda 3 (7.788 unidades).

En el segmento de las pick ups, Nissan NP300 Frontier fue el más comprado; se comercializaron 2.918 vehículos, seguido de la Renault Duster Oroch, con 1.411 unidades, y la Toyota Hilux, con 1.174. En los utilitarios, la marca del corbatín volvió a ser protagonista después de vender 6.819 Chevrolet Tracker. El segundo puesto lo ocupó Kia, con 3.448 unidades del New Sportage LX, y Mazda, con 3.115 unidades de la CX-5 .

Según los análisis de Andemos, el mal momento del mercado pronto pasará. Se pronostica que para 2017 se venderán 260 mil unidades, a pesar de que se suma una nueva variable: el aumento de tres puntos del IVA, que se prevé contraerá el mercado por lo menos en 12.500 unidades.

Algunos gerentes de marca siguen siendo optimistas, pues aseguran que el mercado colombiano es uno de los más maduros y estables de la región. Es el caso de Iván Peña, el ejecutivo al frente de Metrokía, quien considera que “esto continúa al alza”. Y agrega: “Solo tuvimos un pequeño bajón y creemos que este es el año más regular en ventas, pero esperamos que desde 2017 empecemos a mejorar para tener un período de cinco años con muy buenos números”.

Con la entrada del nuevo año, la expectativa es que haya estabilidad en el comportamiento de las variables macroeconómicas y un PIB superior, que les generen confianza a los consumidores. Además, con el Acuerdo de Paz y la continuidad de los proyectos de las vías 4G, se prevé que siga llegando inversión extranjera que le dé un impulso a la economía y permita que este sector no tenga que desacelerar su marcha.

Temas relacionados