Cinco viajes para celebrar el Día Internacional de la Felicidad

Según estudios científicos viajar da la felicidad, por eso, para celebrar este Día Internacional, Booking.com presenta las mejores opciones para vivir experiencias inolvidables en algunos de los países más felices del mundo.

Hacer parapente es uno de los atractivos turísticos de Santander, ColombiaCortesía de Booking

Además de conocer nuevos lugares, personas, culturas y comidas, viajar estimula el cerebro. Este importante órgano, según Óscar Díaz, psicólogo de la Universidad El Bosque, tiene la particularidad de poder cambiar su estructura gracias a una característica llamada plasticidad cerebral.

Desde 2013, las Naciones Unidas han celebrado el Día Internacional de la Felicidad como reconocimiento del importante papel que desempeña la felicidad en la vida de las personas de todo el mundo, por lo tanto, estas son algunas recomendaciones que la plataforma Booking presenta para los amantes de los viajes. 

1. Conectándose con la naturaleza por medio de la aventura en Colombia

Chicamocha, diversión en las alturas santandereanas. Si el ecoturismo lo apasiona no debe dejar de conocer este inigualable destino. Conocer las hermosas montañas colombianas y uno de los cañones más profundos del mundo en un vuelo por parapente, es considerada la mejor actividad para sentir mariposas en el estómago y sacar un gran sonrisa.

2. Cazando auroras boreales en Noruega

Todos los años, entre septiembre y marzo, el cielo de Noruega ofrece un asombroso espectáculo de luces. Mirar hacia arriba y ver en vivo y en directo ese festival de luces es un sueño hecho realidad. Este hermoso fenómeno es uno de los mayores espectáculos de la naturaleza que se caracteriza por su variedad de colores y rápido movimiento. 

3. Calentándose en las aguas de la Laguna Azul en Islandia

Imagínese estar dentro de una piscina natural al aire libre con el agua a 40 grados centígrados en un paisaje que parece tan frio como si estuviera en otro planeta. Agréguele una cervecita fresca, un masaje relajante y una mascarilla de algas para acabar. Eso sí se puede llamar felicidad. Darse un baño en la Laguna Azul, a unos 30 km de Reikiavik, es una experiencia que hay que vivir y que sin duda alguna le sacará una sonrisa de oreja a oreja.

(LEA TAMBIÉN: El cerebro se modifica cuando viajamos)

4. Llegue a las estrellas en el columpio más alto de Europa en Países Bajos

En Holanda, la felicidad es salir a pasear en bici con la familia para luego comer queso Gouda, sin olvidar cruzar el cielo en el columpio más alto de Europa. El Over the Edge (“al filo”), a 100 metros del suelo, es una de las nuevas atracciones de Ámsterdam (¡solo apta para valientes!). Además de disfrutar columpiándose como un niño, podrá ver una panorámica de la ciudad espectacular que marcara una sonrisa en su rostro.

5. Una aventura en tirolina en Canadá

Si usted, como muchos otros, siempre ha soñado en volar, Canadá le dará alas. En el Parque Nacional Banff, podrá sobrevolar entre las Montañas Rocosas en tirolina y descargar adrenalina como nunca. Si sueña con volar, no podría elegir un lugar mejor. Sienta la emoción de atravesar las laderas de las montañas y contemplar desde el aire el precioso paisaje del parque nacional más antiguo de Canadá.

845943

2019-03-20T11:40:33-05:00

article

2019-03-20T11:40:33-05:00

mcastano_1267

none

Con información de Booking.com

Mundo Destinos

Cinco viajes para celebrar el Día Internacional de la Felicidad

65

3344

3409