Oasis cafetero

A las afueras de Pereira abrió sus puertas un encantador hotel que invita a disfrutar del paisaje y la cultura del Triángulo de Oro.

Exclusividad y naturaleza ofrece el nuevo hotel Santo Bambú, en la autopista Condina km 2 vía Montelargo, a la salida de la ciudad de Pereira.

El prestigio que dejó la bonanza cafetera de los años 50 no sólo contribuyó a consolidar a los departamentos de Quindío, Risaralda y Caldas como imperdibles atractivos colombianos, sino que ha permitido que el interés de los viajeros del mundo por conocerlos se mantenga intacto hasta nuestros días.

En Semana Santa, cerca de 50 mil turistas se desplazan hasta estas tierras, y para las vacaciones de mitad y fin de año las cifras no están muy por debajo. Además de los paisajes extraordinarios, declarados Patrimonio de la Humanidad, esta región cautiva con sus tradiciones, pueblos, gastronomía y haciendas.

Parques como Panaca o el del Café se han consolidado como escenarios obligados en cualquier itinerario familiar y quien visite por primera vez este pedazo verde de Colombia tampoco puede perderse la experiencia de conocer el proceso del café, desde el cultivo del grano hasta la taza.

En sintonía con el crecimiento turístico que ha tenido el llamado Triángulo de Oro ha cobrado fuerza el sector hotelero. Además de los hospedajes tradicionales, en haciendas acondicionadas para que los huéspedes se sumerjan en el mundo de la cultura cafetera, se ha generado una interesante oferta de pequeños y exclusivos refugios familiares. Recientemente, a las afueras de Pereira, en la autopista Condina km 2 vía Montelargo, abrió sus puertas Santo Bambú.

Son ocho habitaciones, seis con capacidad para alojar hasta seis personas y dos suites especiales diseñadas para que las parejas disfruten de una luna de miel, una noche de bodas o un aniversario inolvidable. Para quienes busquen una experiencia más guerrera y en contacto con la naturaleza se dispuso una amplia zona de camping. El hotel también cuenta con dos piscinas (una para niños y otra de adultos), sauna, turco, jacuzzis, gimnasio, senderos ecológicos y emocionantes rutas de ciclomontañismo.