Como en mi casa

Aprecio la sencillez en la cocina, la belleza de un plato que respeta su ingrediente y lo enaltece. Por eso, esta sopa de tomates que les presento esta semana lleva más de 25 años conmigo, y no he podido dejarla.

Óscar Pérez - El Espectador
Óscar Pérez - El Espectador

La clave es que se sienta rústica, con trozos del tomate para darle textura. Es una receta reconfortante, que sabe a familia y a tradición. Hay un paso fundamental: asar los tomates en un horno para intensificar su sabor, y este es un proceso que se debe realizar con cuidado y paciencia. Después de una hora comienza la magia. Y si tienen la oportunidad de asarlos en una parrilla, será mucho mejor por el sabor ahumado que van a ganar. 

Sopa de tomates ahumados

 
INGREDIENTES
 
1 kilo de tomates chontos muy maduros lavados y en cruz
Orégano seco, tomillo seco, albahaca seca
1 manojo de albahaca fresca
1/2 cebolla cabezona finamente picada
2 cucharadas de hojitas de apio picadas
1 cucharadita de azúcar
Sal y pimienta negra
 
PREPARACIÓN
 
Retire la pata de los tomates y haga un corte en cruz en la punta. Úntelos con aceite de oliva y sazónelos con sal, pimienta negra, orégano, albahaca y tomillo. En una bandeja llévelos a un horno precalentado a 320 °F durante una hora y media. Al cabo de este tiempo, retírelos. En una olla con aceite de oliva sofría la cebolla, agregue los tomates junto con sus líquidos de cocción y unas hojas de albahaca fresca. Machaque con un tenedor o un pasapuré, agregue un poco de agua y cocine a fuego bajo durante 30 minutos. Retire la albahaca, enriquezca con crema de leche o leche de coco y rectifique la sal. Sirva decorando con albahaca fresca y acompañe con un buen pan rústico.
 

[email protected] / www.harrysasson.com

últimas noticias