Eslovenia contra Colombia en la Vuelta a España

Dos países de montaña, uno en los Cárpatos europeos y el otro en Los Andes suramericanos, cada uno con dos corredores, se disputan la victoria final en la Vuelta a España como si se tratara de una lucha de selecciones nacionales como se disputaba entre los años 1.930 a 1.961 en el Tour de Francia.

AFP

Corriendo por cuatro escuadras diferentes Primoz Roglic y Tadej Pogacar de un lado y Miguel Angel López y Nairo Quintana por el otro, son los corredores que mantienen intacta su opción de Llegar de rojo a Madrid en ocho días, quizás con una ligera ventaja de los europeos que aprovecharon el ascenso final de este viernes, corto y excesivamente empinado y a muy pocos metros sobre el nivel del mar -este viernes la llegada estaba a solo 250 metros- para ampliar ligeramente su ventaja en la que se considera la última jornada de este tipo.

Aunque el español Alejandro Valverde aparece también metido en esta vibrante batalla deportiva habrá que esperar las etapas del domingo y lunes en las que se encontrarán ascensos de otra dimensión para saber si realmente tiene con qué hacer frente a estas dos duplas que parecen como únicas candidatas a copar el podio final. Ayer se comprobó de nuevo que en el equipo Movistar no hay más que ruedas sueltas que buscan su propio beneficio ya que se vio a Valverde contra atacando justamente en el momento en que llegaba Nairo.

Otro aspecto que hay que tener en cuenta será el estado físico con el que se llegue a los últimos cinco días de competencia Y allí puede estar el punto a favor de los colombianos. Basta recordar el pasado Tour en el que muchos aseguraban que el francés Alaphilip podría aguantar los embates de sus adversarios en la última semana y terminó derrumbándose estrepitosamente.

En todo caso tanto el Giro de Italia como el Tour y ahora la Vuelta a España, las tres grandes, nos están mostrando que una nueva generación ha llegado al comando del ciclismo mundial y que las opciones de quienes pasan de los 30 años son mínimas para el futuro próximo. El relevo está asegurado con Carapaz, Egan, López y Pogacar que serán sin duda alguna los que va a imponerse en los primeros años de la segunda década del siglo.

Lo que sí es incierto es el final de esta Vuelta a España que se va a jugar en serio desde este domingo. Ni Roglic tiene asegurada la camiseta roja ni Superman y Nairo la tienen perdida. Pogacar es un enigma pues nos puede sorprender como lo hizo Egan en el Tour -lo que sería del otro mundo- o puede hundirse. Sería un caso único que el corredor más joven de la prueba, apenas acercándose a los 21, le dé un golpe de gracia a sus tres rivales.


Manténgase informado sobre las últimas noticias que suceden en Colombia y el Mundo, el más completo cubrimiento noticioso todos los días con el periódico El Espectador.

879872

2019-09-06T18:19:57-05:00

article

2019-09-06T18:56:59-05:00

practicanteweb_250636

vuelta-espana

Rafael Mendoza - Columna de Opinión

Ciclismo

Eslovenia contra Colombia en la Vuelta a España

48

2733

2781