1 Aug 2011 - 11:34 a. m.

La selección necesita de mis goles: Luis Fernando Muriel

Con dos tantos el joven delantero empezó a hacer realidad su sueño de ser el goleador del Mundial sub-20 que se juega en Colombia.

Gabriel Hernández L.

Apenas pudo marcar un gol en el reciente Esperanzas de Toulón que ganó Colombia en Francia. Fue ante Costa de Marfil en la goleada 4-1 y no ante Francia en la final como lo hubiese deseado.

Pero el sábado Luis Fernando Muriel tuvo desquite por partida doble. Y precisamente ante los franceses. Los tantos del de Santo Tomás, Atlántico sirvieron para dar tranquilidad e ilusión a la fanaticada que sueña ver a Colombia alzar la Copa Mundo Sub-20, pero sobre todo para empezar a hacer realidad el sueño personal del joven costeño, quien quiere ser el goleador del Mundial.

Y más allá de poner el 2-1 y el 4-1 en el marcador las anotaciones también sirvieron para que el delantero silenciara a los detractores que en algún momento cuestionaron su titularidad, precisamente, por la falta de gol.

“Lo dije antes de que empezara el torneo. Hice un buen trabajo y me preparé fuerte para estar aquí. Ahora estoy en un gran nivel y eso es importante porque la selección necesita de mis goles y yo también quiero aportarle mucho”, dijo un emocionado Muriel tras haber sido el héroe de la noche en la goleada 4-1 de Colombia ante Francia en el debut de ambas selecciones en el Mundial Sub-20.

Pero el delantero del Atlántico pidió a su vez calma y mesura al asegurar que ahora “se debe poner los pies sobre la tierra porque no hemos ganado nada. Fue apenas una final de las siete que tenemos que ganar para salir campeones”.

Muriel se mostró agradecido y contento con el respaldo del público que recibió la selección Colombia en Bogotá. “Ojalá en los demás partidos tengamos el apoyo que tuvimos ante Francia, porque vamos a entregarlo todo en cada partido para que se sientan contentos con esta selección”, agregó el delantero.

Finalmente el atacante del Udinese aseguró que la clave para que Colombia siga por la senda del triunfo es mantener la “solidaridad” del grupo dentro del campo de juego, porque pese a que “fue muy lindo ganarle al campeón de Europa, ahora se debe revalidar la buena actuación con un triunfo ante Malí”.

Comparte: