Publicidad
13 May 2022 - 10:11 p. m.

Esta tortuga estaba extinta, pero gracias al ADN ambiental la redescubrieron

Un método de detección de ADN que queda vagando en ríos y lagos ha ayudado a redescubrir una especie icónica de tortuga en Australia vista por última vez hace más de 25 años en un río del norte de Queensland.
El ADN ambiental (eDNA) ha ayudado a redescubrir la tortuga de Irwin en la parte baja del río Burdekin por primera vez en más de 25 años. FOTO: Lorelle McShane
El ADN ambiental (eDNA) ha ayudado a redescubrir la tortuga de Irwin en la parte baja del río Burdekin por primera vez en más de 25 años. FOTO: Lorelle McShane
Foto: Lorelle McShane/Universidad James Cook

Un equipo de investigadores de la Universidad James Cook de Australia confirmó la presencia de la tortuga de Irwin en ríos de ese país, un animal que no se había registrado formalmente en el área por más de 25 años. La investigación acaba de ser publicada en la revista BMC Ecology and Evolution. ¿Cómo lo hicieron?

Los científicos usaron el ADN ambiental, una técnica que utiliza el material genético que liberan los organismos y que queda vagando en el agua de océanos, ríos o lagos. Recolectaron cinco muestras de agua repetidas en 37 sitios a lo largo de las cuencas y afluentes de los ríos Burdekin, Bowen y Broken de Australia.

“Hasta este redescubrimiento no teníamos registros formales para probar que la tortuga de Irwin todavía vivía en la parte baja del río Burdekin”, dijo el profesor Damien Burrows, director del Centro para la Investigación de Aguas Tropicales y Ecosistemas Acuáticos. La información recopilada ayudará al gobierno estatal en la evaluación de una propuesta para construir una presa en los tramos superiores del río Broken.

Puede ver: En Kenia confundieron una bolsa de mercado de Carrefour con un león. ¿Qué pasó?

La tortuga de Irwin, Elseya irwini, pertenece a un grupo único de tortugas de agua dulce endémicas de Australia capaces de respirar por la cloaca (su trasero). El desarrollo de los recursos hídricos, la mayor presencia de cocodrilos de agua salada y su comportamiento críptico han hecho que el muestreo de la tortuga de Irwin en partes de su área de distribución fuera problemático.

“Anteriormente, ha sido muy difícil tomar muestras de la tortuga de Irwin porque solo viven en lugares donde hay cocodrilos o en afluentes de tierras altas a los que es muy difícil acceder”, explica el profesor Burrows en un comunicado. “Tampoco caen fácilmente en las trampas y el agua en la que viven en Burdekin no es clara, por lo que no se pueden instalar cámaras subacuáticas para verlos”.

Puede ver: Plástico en peces que están a más de mil metros de profundidad

Aunque las muestras no le permite a los científicos conocer sobre la demografía de esta población, el hallazgo podría indicar que las tortugas adultas de Irwin pueden sobrevivir en condiciones de agua más turbias. “Este redescubrimiento ahora ha desafiado la hipótesis anterior de que la especie no podría sobrevivir en estas condiciones”, dijeron los científicos. Aproximadamente el 50% de las tortugas de agua dulce en todo el mundo están amenazadas por la pérdida de hábitat, el desarrollo rural y la alteración de los flujos de agua.

Síguenos en Google Noticias