26 Nov 2019 - 2:27 p. m.

Los indígenas no fueron escuchados por el Gobierno, otra vez

Las cuatro comunidades ancestrales de la Sierra Nevada, que viajaron dos días para llegar a Valledupar, se quedaron esperando el diálogo pactado para el pasado 23 de noviembre. Siguen sin escuchar sus voces.

Juliana Jaimes @julsjaimes

Vestidos de blanco, con poporo en mano, el artefacto en el que se guarda la cal para mambear las hojas de coca que consumen durante el día, cerca de 100 indígenas se quedaron esperando una vez más. Vieron las cinco sillas vacías ubicadas en la parte frontal del salón de Valledupar, en donde había quedado de estar la ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, para hablar con los cuatro pueblos ancestrales de la Sierra Nevada de Santa Marta. (Lea: Indígenas piden suspender licitación ecoturística del Tayrona por falta de consenso)

A las 9:30 a.m. del sábado 23 de noviembre aparecieron los delegados del Gobierno. “Lamentablemente, por las circunstancias que todos conocemos, el paro nacional del jueves pasado desembocó en unos acontecimientos bastante delicados en temas de orden público. El presidente Iván Duque le ordenó a la ministra quedarse en Bogotá acompañando a los demás jefes de cartera en esta situación”. Fueron las palabras con las que Manuel Aljure, director de Asuntos Indígenas y Minorías, rompió el silencio y se pronunció ante la comunidad ancestral que los esperaba. Los murmullos de descontento sonaron, muchos de los indígenas tuvieron que viajar hasta dos días para llegar allí. Incluso se escucharon las burlas de algunos a quienes no se les hizo raro el desplante.

Comparte:
X