22 Jun 2018 - 11:53 p. m.

Los logros de “Tormenta”, la operación internacional contra tráfico ilegal de fauna y madera

92 países, entre ellos Colombia, hicieron parte de esta acción liderada por Interpol. En un mes, las autoridades hicieron 1.974 decomisos y la identificación de unos 1.400 sospechosos a nivel mundial.

Redacción Medio ambiente

Del 1 al 31 de mayo la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) lideró la Operación “Tormenta” contra el comercio ilegal de vida silvestre y madera. Apoyados en un equipo de expertos ambientales, de vida silvestre, forestales, agencias de policía, aduanas y fronteras de 92 países se obtuvo incautaciones por millones de dólares. Un total de 1.974 decomisos y la identificación de unos 1.400 sospechosos que desencadenaron investigaciones en todo el mundo.

Esto es, en resultados satisfactorios, la incautación de 43 toneladas de carne salvaje (incluidos osos, elefantes, cocodrilos, ballenas y cebras), 1,3 toneladas de marfil de elefante crudo y procesado, 27,000 reptiles (incluyendo 869 caimanes, cocodrilos, 9,590 tortugas y 10,000 serpientes). Así mismo, se registró un decomiso de casi 4.000 aves, incluidos pelícanos, avestruces, loros y búhos, varias toneladas de madera, 48 primates vivos, 14 grandes felinos (tigre, león, leopardo y jaguar) y los cadáveres de siete osos, incluidos dos osos polares.

Otros datos robustecen los frutos de “Tormenta”, una operación en la que se incautaron ocho toneladas de escamas de pangolín en todo el mundo y un contenedor con 18 toneladas de carne de anguila en Canadá, procedente de Asia. Además, se pudo capturar dos asistentes de vuelo en Los Ángeles, quienes intentaban contrabandear tortugas vivas con rumbo a Asia. Otro supuesto traficante fue capturado en Israel, quien también está vinculado con tráfico de personas y empleo ilegal.

Esas acciones dan pistas de que “los grupos de tráfico de animales utilizan las mismas rutas que los delincuentes involucrados en otras áreas delictivas, a menudo de la mano con la evasión fiscal, la corrupción, el lavado de dinero y los delitos violentos, Operation Thunderstorm envía un mensaje claro a los delincuentes se está dirigiendo hacia ellos”, explicó en un comunicado el Secretario General de Interpol, Jürgen Stock.

Es por eso que la lucha contra el tráfico ilegal de animales silvestres es una batalla en conjunto. Así lo aseguró Ben Janse van Rensburg, jefe de apoyo de la Convención sobre comercio internacional de especies amenazadas de fauna y flora silvestres (CITES), quienes participaron de la operación.

 "Ningún país, región o agencia puede abordar el comercio ilegal de vida silvestre en solitario. La acción colectiva en los estados de origen, tránsito y destino es esencial. En nombre de todas las agencias asociadas al ICCWC, elogio el excelente trabajo realizado en los países miembros: Operation Thunderstorm es un testimonio de lo que se puede lograr si todos trabajamos juntos ", concluyó Rensburg.

Comparte:
X