Publicidad
17 Apr 2022 - 2:00 a. m.

Un problemático cangrejo que se metió hasta en las alcantarillas de Bogotá

El cangrejo rojo americano, que en Estados Unidos se convirtió en un popular ingrediente, está causando serios problemas en Colombia, donde se ha convertido en una pesadilla desde que se le escapó incidentalmente a un empresario. Un grupo de científicos acaba de hacer la primera estimación de su población en el Parque Simón Bolívar, en Bogotá, y sus resultados los dejó muy inquietos. Puede ser una amenaza para otras especies.
Juan Pablo Correa

Juan Pablo Correa

Periodista sección Vivir
El cangrejo rojo americano tiene un tamaño promedio en adultos de 12 cm, aunque hay registros de hasta 20 cm.  / Ada Acevedo-Alonso
El cangrejo rojo americano tiene un tamaño promedio en adultos de 12 cm, aunque hay registros de hasta 20 cm. / Ada Acevedo-Alonso

Si hay que pensar en una especie que haya conquistado el mundo, esa podría ser el cangrejo rojo americano (Procambarus clarkii). Aunque es originario del sur de Estados Unidos y el noreste de México, está presente en la mayoría de los continentes, excepto en la Antártida y en algunas partes de Oceanía, como Australia. Se extendió por todo el globo porque los seres humanos pensaron que era una gran idea para satisfacer la demanda de proteína.

A Colombia llegó en 1985 porque la empresa Agropecuaria Heliodoro Villegas Sucesores S. A. lo introdujo como especie experimental con el permiso sanitario del Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) O. N. 867-85t. Su objetivo era observar la reproducción del cangrejo rojo en cautiverio. “La especie llegó por su crecimiento veloz, su aporte de proteínas y su resistencia a condiciones ambientales adversas. Se quería fortalecer la seguridad y la soberanía alimentaria con este animal”, recuerda Vladimir Rojas, biólogo marino e investigador en Wildlife Conservation Society (WCS).

Juan Pablo Correa

Por Juan Pablo Correa

Periodista y antropólogo de la Universidad Javeriana, con énfasis en temas en medio ambiente y salud.@jpablocorreapjcorrea@elespectador.com
Síguenos en Google Noticias