Autos

Publicidad
6 Nov 2022 - 6:48 p. m.

5 hábitos que promueven el desgaste de las llantas

El Mecánico Recomienda

Una inversión importante que sí debe hacerse, pero que puede posponerse al evitar los siguientes comportamientos.
Nicolás Fernández

Nicolás Fernández

Periodista Especiales Editoriales
Detail image of mechanic hands with tool, changing tyre of car, with blurred background of garage.
Detail image of mechanic hands with tool, changing tyre of car, with blurred background of garage.
Foto: Getty Images - naruecha jenthaisong

Las llantas son este componente que traduce, descifra y deriva en movimiento tanto las intenciones del piloto como el trabajo mecánico que sucede -en la mayoría de los casos- bajó el capó y desemboca en uno o ambos ejes.

Más de Autos: ¿Cómo y por qué debe rotar las llantas de su carro?

Son parte de aquella armonía que enmarca las sensaciones al volante y que técnicamente definen las prestaciones de un carro o moto. Son parte esencial de esta dinámica, y su óptimo funcionamiento es sinónimo de una conducción segura y consciente.

Ahora bien, siendo fiel al enunciado de este artículo, vale la pena resaltar que no se trata de un componente eterno, es decir, al igual que cada pieza que compone un vehículo, máquina y la mayoría de composiciones que nos rodean, tienen una vida útil, que será tan prolongada como el conductor y el camino les permitan.

Lea también: Galería: Renault 4, el amigo fiel, ahora es eléctrico y así se ve.

El equipo de “El Mecánico Recomienda”, de El Espectador, reunió cinco condiciones y situaciones que reducen la vida útil de las llantas.

Presión inadecuada

Existen creencias populares sobre la presión que deben tener las llantas de un carro. Sin embargo, la única verdad que en este caso aplica, o lo correcto, es seguir las instrucciones del manual y evitarles un daño a las ruedas o incluso uno de mayor trascendencia.

“Es el enemigo número uno de las llantas, y no seguir las instrucciones genera un mayor consumo de combustible”, señala el experto automotor Ricardo Osorio, director de Autotrain. Una presión por encima o por debajo de la especificación del fabricante, sin duda, afecta las llantas… Esto no depende del rin, del tamaño o su tipo, sino que la presión es determinada por el fabricante, quien elige la especificación del producto que debe acompañar su automóvil. Esto se debe a diferentes variantes, entre las que se encuentran el peso total del vehículo, la distribución de las cargas, etc.

Puede interesarle: Toyota GR Yaris: el deportivo que será de colección y está disponible en Colombia.

Rotar es clave

La rotación de las llantas es un proceso habitual, o por lo menos eso dice la teoría, pues, explica el experto, “son pocas las personas que realizan este procedimiento, generando inversiones tempranas e incluso inseguridad en la vía”.

“Las llantas deben rotarse cada X kilómetros. Esto depende, por supuesto, del fabricante. Y no solo incluye las que estén en funcionamiento, sino también debe participar la de repuesto… hay que hacerlo según el sentido que diga la marca. Hay quienes dicen: “Se desgastaron las de adelante, hay que comprar unas nuevas y pasar las que estaban atrás al frente”, pero este es un grave error, pues las traseras sufren una descarga cuando se frena (el carro se inclina hacia delante) y pueden tener menos adherencia y un menor labrado les hará deslizarse”, agrega Osorio.

Olvidar la alineación

“Siempre debe verificarse la alineación, sobre todo después de haber cogido un hueco. No tiene que esperar a la revisión general del carro para que se haga este procedimiento. Hoy en día este proceso no solo se hace adelante, sino que también se lleva a cabo en el eje trasero. Esto, además de prolongar la vida de las llantas, facilita la maniobrabilidad del carro”, afirma el director de Autotrain.

Para el fabricante Hankook, la alineación de las llantas debe hacerse, por ejemplo, luego de un recambio, al identificar un desgaste anormal en la rodadura, evidenciar una vibración sospechosa o una inestabilidad en movimiento.

Ignorarlas

Otro de los errores más comunes, y que terminan impactando el funcionamiento y la vida de las llantas, es no revisarlas. Y no, no basta con darles una pisada antes de entrar al vehículo, vale la pena mirar sus líneas y detalles, y detectar que no haya fisuras o degradaciones.

“Hay que mirarlas, revisar si están cortadas o lisas. Después de pasar un hueco, haber frenado en seco y que la llanta haya golpeado el piso en seco, hay una gran probabilidad de que se hayan cortado, después de pasar por eso hay que mirarlas detalladamente”, señala Ricardo Osorio.

Más de Autos: Carros usados: ¿qué partes debería cambiar al comprar uno?

Cambiar su propósito

“Hay diversos tipos de llantas. Esto depende de su propósito. En vehículos es difícil que haya una mala selección para usarlas en autopistas y vías asfaltadas, por eso se van a desgastar más si hay un comportamiento deportivo o agresivo del conductor. Hay llantas para ese tipo en particular. Pasa lo mismo con las llantas off-road, que van a sufrir y su vida útil se va a reducir al llevarlas al asfalto, cuando se sacan del destapado. Lo mismo va a suceder cuando pasa el caso opuesto, por eso debe elegir la llanta que coincida con el propósito del vehículo”, concluye el especialista.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.