Bogotá

7 Nov 2014 - 3:33 a. m.

Alerta por contaminación

El incendio que se presentó en Fontibón afectó la calidad del aire en seis localidades.

Redacción Bogotá

El incendio que se inició el martes en la bodega Greener Group, en el occidente de Bogotá, donde había 600.000 llantas usadas, terminó en una crisis ambiental que puso en alerta naranja a seis localidades: Fontibón, Puente Aranda, Teusaquillo, Barrios Unidos, Chapinero y Kennedy. Las zonas más afectadas fueron 15 conjuntos residenciales, a un kilómetro a la redonda de la conflagración y donde viven casi 12.000 personas. Algunos habitantes se vieron obligados a cerrar las ventanas de casas y carros, o a caminar con tapabocas.

Según Susana Muhamad, secretaria de Ambiente, ayer “la contaminación se duplicó, como si estuvieran circulando un millón de carros más en la ciudad. Desde las 6:00 a.m. tuvimos vientos de occidente a oriente. Por eso declaramos alerta naranja”. Desde temprano, los trabajadores del occidente de Bogotá reportaron irritación en los ojos y tos por las partículas que desprendió el incendio. Fue cuando la Secretaría de Salud activó un plan con 72 trabajadores para atender a las personas afectadas. Pero, la exposición a altos niveles de contaminación del aire puede generar efectos en la salud de tipo crónico entre tres y siete días después.

El teniente Gonzalo Cuéllar, jefe de la estación de Bomberos de Bosa, estuvo a cargo del incendio en Fontibón: “La parte que sigue es la más dispendiosa: sacar todo el material combustible. Se requieren palas mecánicas y un buldócer”.

Aunque el alcalde Gustavo Petro aseguró en su cuenta de Twitter que la fábrica Greener Group tenía relación con la ANDI, esta organización gremial lo desmintió. Si bien la ANDI tiene un programa para la recolección de llantas, no todos los productores o comercializadores están dentro del proyecto. “Greener Group rompió relaciones con nosotros en 2013. Después de varios incumplimientos se acabó con el acuerdo. Ellos no son un punto de recolección, sino una fábrica para tratarlas”, dijo Élmer Cardozo, director del programa Rueda Verde de la organización. Ante esta declaración, la compañía Greener Group respondió que desde hace un año la bodega no estaba en funcionamiento.

En todo caso, el Distrito dijo que los responsables del incendio serán denunciados. “Aquí se podría configurar un delito contra el ambiente y la salud de las personas y se debe aplicar todo el peso de la ley”, enfatizó Muhamad. En diciembre de 2013, la Secretaría de Ambiente le impuso a Greener una suspensión preventiva de actividades, porque representaba “un peligro para la sociedad”. “Por no acatar la medida, la entidad tiene en curso un proceso sancionatorio contra Greener Group, que le podría representar una multa de hasta $3.080’000.000”, dijo la entidad.

De igual manera, Muhamad dijo que la Secretaría ya le había impuesto una medida preventiva de suspensión de actividades de acopio y almacenamiento de llantas a Greener Group S. A., arrendatario del predio, por lo que desacató una orden de la autoridad ambiental de retirar las llantas y disponerlas en un sitio legal.

Por otro lado, el concejal Diego García criticó la actuación del Distrito después del incendio: “¿Cómo es posible que las entidades reaccionen 48 horas después del incendio? La Secretaría de Ambiente y la Uaesp ya tenían conocimiento de lo que sucedía en esa bodega y sólo cuando hubo un incendio comenzaron a aplicar sanciones. No hay antecedentes de un incendio así en la ciudad”.

 

Temas relacionados

Incendio en Fontibón
Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X