Publicidad
11 Oct 2021 - 7:50 p. m.

Comerciante desaparecido en Bogotá fue hallado muerto y con un disparo en la cara

Jairo Alonso Gómez estaba siendo buscado desde el pasado jueves en horas de la noche después de haber abordado un taxi. Su cuerpo estaba en el canal de un río al norte de la capital.
Jairo Alonso Gómez Zuluaga, de 58 años, era comerciante de San Andresito.
Jairo Alonso Gómez Zuluaga, de 58 años, era comerciante de San Andresito.
Foto: Cortesía

Cuatro días duró la búsqueda del comerciante Jairo Alonso Gómez Zuluaga, de 58 años, quien el pasado jueves en horas de la noche había abordado un transporte para llegar a su vivienda, luego de salir de su sitio de trabajo, en el sector de San Andresito, en el centro de la capital del país.

En un video de cámara de seguridad se observa cuando el hombre se sube a un taxi, el cual al parecer ya está identificado pero, dicen sus familiares, no han podido obtener mayores detalles porque “la persona que encontramos como dueña dice que lo vendió hace un tiempo”.

>LEA: Posible asesino del subteniente Vallejo quedó en libertad por error en la captura, Niño de tres años fue hospitalizado por presuntas agresiones de padres y otras noticias de Bogotá

Unas doce horas más tarde de haberse reportado la desaparición de Gómez Zuluaga, el viernes 8 de octubre a las 6:00 a.m., y mientras sus allegados adelantaban la búsqueda, en el sector de Teusaquillo, más precisamente en el barrio La Magdalena a la altura de la diagonal 42A con carrera 19, un transeúnte dio aviso a las autoridades porque a la orilla del canal del río había un cuerpo.

En su momento no se pudo conocer la identidad del cadáver porque no se le encontraron pertenencias ni documentos, motivo por el que fue trasladado hasta el Instituto de Medicina Legal en donde durante la mañana de este lunes 11 de octubre fue identificado por las huellas dactilares. El pronunciamiento oficial de la entidad confirmó que el cuerpo que había sido hallado en el norte de la capital correspondía al del comerciante desaparecido.

Según el reporte forense del levantamiento del cadáver, al cuerpo de Jairo Alonso se le encontró una herida producto de un disparo que recibió a la altura de su rostro. Hasta ahora los investigadores judiciales manejan varias hipótesis, pero la que más ha tomado fuerza es la de un aparente atraco, pues la víctima fue encontrada en un sitio que no frecuentaba y sin los objetos de valor que portaba la noche de su desaparición.

Redacción Bogotá

Por Redacción Bogotá

Todas las noticias de Bogotá están aquí. El Espectador, el valor de la información.@bogotaEEbogota@elespectador.com
Recibe alertas desde Google News