Publicidad
21 Aug 2022 - 2:00 a. m.

Controles parentales: supervisión de menores en las redes sociales e internet

La presencia de menores en las redes sociales aumentó durante la pandemia, ampliando su exposición a contenidos digitales. Hablamos con expertos para conocer si existen efectos secundarios en su desarrollo.
Cristian Camilo Perico Mariño

Cristian Camilo Perico Mariño

Periodista sección Bogotá
Expertos recomiendan monitorear los contenidos que consumen los menores de edad tanto al navegar en internet como en redes sociales.
Expertos recomiendan monitorear los contenidos que consumen los menores de edad tanto al navegar en internet como en redes sociales.
Foto: Getty Images - molotovcoketail

Cada vez son más las personas que navegan en internet. Así lo valida el Informe General Global Digital 2022, de la agencia internacional We are Social, en el cual se hace visible el impacto que tienen los dispositivos móviles y las redes sociales en los usuarios colombianos.

De acuerdo con los resultados, en todo el país se tienen casi 66 millones de teléfonos conectados, lo que daría un promedio de 1,2 celulares por persona. En relación con el número de conexiones a internet, se estima que el 69,1 % de la población tiene acceso a este servicio. Cifra que ha aumentado, según la agencia, en un 2,2 % del 2021 al 2022.

Lea también: Perros abandonados: más de 66.000 deambulan por las calles de Bogotá.

Sin embargo, en la Encuesta de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones en Hogares, realizada por el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), aparece que en 2021 solo el 60,5 % de las familias colombianas tuvieron acceso a internet. Entre las ciudades y departamentos con mayor proporción de conectados se encuentra Bogotá, con un índice del 81,5 %, y el Valle del Cauca, con 79 %. En el listado siguen Risaralda (72,8 %), Tolima (67 %) y Caldas (66,8 %).

Entre los resultados se compartió también que solo el 51 % de los menores de 18 años que usaron internet fueron supervisados por un adulto mientras lo hacían y únicamente el 13,1 % de los jefes de hogar optaron por herramientas digitales de control parental hacia sus hijos menores de edad. Panorama que eleva el cuestionamiento de la exposición de los menores a contenidos digitales en internet.

Aspecto en el que la psicóloga y magíster en familia Laura Molina Ayala afirma que es un riesgo, dado que la interacción en exceso con televisores, celulares y tabletas sobreestimula el cerebro. “Envían estímulos que exceden los generados en interacciones presenciales, por lo tanto, alteran los procesos atencionales esperados. El niño requerirá mayores estímulos a nivel visual, auditivo y táctil para poder involucrarse por completo en sus actividades cotidianas, especialmente en las relacionadas con lo académico”.

La profesional agrega que también altera el proceso relacionado con las emociones: “Este tipo de exposición puede reforzar la dificultad de regular impulsos y reducir la tolerancia a la espera. Este malestar que perciben los niños, al no poder vivir las relaciones presenciales con la autonomía y rapidez de las virtuales, comúnmente se manifiesta a través de la rabia y no permite que gestionen sus emociones debidamente”, explica.

Y no es para menos. Así lo confirma el estudio Aplicaciones y niños: un año atrapados detrás de las pantallas, realizado por la empresa de bienestar digital Qustodio, que busca “proporcionar herramientas familiares e información de control parental para proteger a los niños de las amenazas en línea y crear hábitos saludables de tiempo frente a la pantalla”.

En las conclusiones compartidas por la empresa se determinó que YouTube es la aplicación de video más usada en línea por menores de edad, con un promedio de conexión de 68 minutos al día. Sin embargo, también es la aplicación en la que los padres restringen en menor proporción los contenidos.

A su vez, se dio a conocer que TikTok es el nuevo rey de las redes sociales, más popular que Facebook e Instagram, a pesar de que no se identifican como una red sino como una plataforma. Cada niño destina cerca de 60 minutos al día como mínimo a ver los videos de coreografías, bromas, duetos y demás materiales audiovisuales disponibles, lo que ha llevado a que esta aplicación se reproduzca un 97 % más que en 2019.

Panorámica que, si se contrasta con el Informe General Global Digital 2022, representa menos de un tercio del tiempo que le dedican los colombianos en general a navegar en redes sociales. En promedio, según We are Social, el 81 % de la población activa en redes dedica 3 horas y 46 minutos, de los cuales el 52 % son mujeres y el 48 % son hombres. Cabe señalar que del total, se estima que el 36 % se encuentran entre los 18 y 44 años de edad.

El papel de las plataformas

Más allá de las cifras, la pregunta que surge es: ¿Cuál es el papel y la responsabilidad de las plataformas? La sección Bogotá de El Espectador habló con Édgar Rodríguez, director de Políticas Públicas de TikTok para Latinoamérica, con el ánimo de conocer cómo están regulando los contenidos recomendados para menores de edad, teniendo en cuenta que desde los 13 años se pueden crear perfiles en esta app.

“TikTok es una plataforma de creatividad y expresión única, que tiene una edad mínima: 13 años en adelante. Cuando hablamos de nuestros usuarios más jóvenes, pensamos que deben tener como mínimo esta edad y su seguridad es nuestra prioridad. Por ello, desde hace un año las cuentas de quienes están entre los 13 y 15 años son privadas, su contenido no puede ser visto por todos y no pueden recibir mensajes directos de desconocidos, que no han sido aceptados por ellos mismos”, explica el directivo.

Al preguntarle por el funcionamiento del algoritmo que recomienda contenidos, especialmente para este grupo poblacional, aseveró que la sección “Para ti”, que hace recomendaciones partiendo de las interacciones y el consumo, en el caso de las cuentas de menores, no está sujeta a publicidad y se tiene habilitada la opción de restringir contenidos a partir de palabras claves, herramienta que pueden usar los padres para censurar contenidos.

No obstante, para tener un escenario realista de la población menor de edad en esta aplicación son necesarias las cifras. Si bien Rodríguez no estuvo dispuesto a compartir el porcentaje que representan los usuarios menores de 18 años, por “la política de privacidad de datos”, sí afirmó que ya se superaron los 1.000 millones de usuarios en todo el mundo.

Por su parte, en enero del 2022, el francés Christophe Asselin, especialista en marketing de contenidos de la compañía Digimind, reveló que en Latinoamérica, TikTok cuenta con 64,4 millones de usuarios activos entre 16 y 25 años de edad, quienes pasan una media de 41 minutos diarios y se conectan cerca de seis veces al día.

Le puede interesar: Escuela de hombres al cuidado: tareas del hogar también son cosa de varones.

Controles parentales

Para Felipe Agudelo, psiquiatra infantojuvenil, las redes sociales no implican un problema en sí mismas. “El uso desmedido de la tecnología es el problema, tal como lo indicó en 2015 la Encuesta Nacional de Salud Mental, que arrojó que el 25 % de los niños y el 13 % de los adolescentes en Bogotá y Colombia no cumplían con las recomendaciones de actividad física para sus edades, por estar frente a las pantallas”, expone el especialista, quien agrega que esta cifra aumentó en medio de la pandemia, dado que las redes sociales se convirtieron en una ventana de distracción en el encierro.

“El control de lo que ven los menores es indispensable para su cuidado, pero también nos pone un reto como cuidadores y es estar involucrados en el monitoreo. Saber qué ven y estar preparados para dar explicaciones, porque es imposible cerrarle los ojos por completo a la niñez y las juventudes. Lo que sí podemos hacer es regular que los contenidos apunten a los momentos de desarrollo de nuestros hijos, explicando también los significados que terceros malintencionados pueden darles a algunos bailes, por ejemplo”, reflexiona el profesional en psiquiatría.

Aspecto en el que la plataforma de TikTok está trabajando y recientemente lanzó, en compañía del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), una guía parental, con el fin de dar orientación a padres y tutores sobre la educación digital para el uso responsable de plataformas para sus hijas e hijos.

“Esta guía es un elemento de muchos otros que tenemos que configurar y constituir, para que el entorno digital sea seguro para nuestros niños, pero también es importante que, como padres, establezcamos patrones de confianza y de comunicación constante, para proteger a nuestros hijos de los riesgos que los acechan”, afirmó Lina Arbeláez, directora general del ICBF, quien además recomienda concientizarlos desde temprana edad en que son sujetos plenos de derechos.

Entre los tips que encontrarán los padres de familia en esta guía, de 20 páginas, se incluye cómo bloquear usuarios, reportar cuentas, filtrar contenidos, restringir comentarios y mensajes directos, y regular la interacción con otros usuarios. Escenario en el que vale la pena destacar que, según el CEO de TikTok, se realiza una moderación tanto a través de tecnología como de equipos especializados, para garantizar que el material compartido en la plataforma no quebrante las normas de la comunidad.

“No permitimos desnudos, ciberacosos, ataques o discriminación. De acuerdo con el reporte de nuestro Centro de Seguridad, entre enero y marzo de este año eliminamos a nivel global 100 millones de videos, por violaciones a nuestras normas. Esto representa el 1 % del total de publicaciones y más del 90 % fueron bajados en las primeras 24 horas, antes de que cualquier usuario lo viera”, detalla Rodríguez.

En lo que coinciden los expertos en psiquiatría infantil, psicología familiar y los voceros, tanto de redes como del ICBF, es en que es esencial que los padres o adultos responsables conozcan las opciones que tienen los dispositivos y las plataformas para restringir contenidos no deseados, que no vayan acordes con el desarrollo psicológico, emocional y explorativo de los menores.

Cabe señalar que la Asociación Americana de Pediatría recomienda que solo desde los 14 años se tengan celulares propios, momento en el que igualmente se debe hacer acompañamiento y establecer en comunicación con los adolescentes qué tipo de materiales digitales se deben excluir de la oferta disponible en internet, para garantizar entornos seguros en la web.

Nota relacionada: ¿Por qué los jóvenes se están alejando de las prácticas religiosas?

Cristian Camilo Perico Mariño

Por Cristian Camilo Perico Mariño

Estudió Comunicación Social y Periodismo en la Universidad de Manizales. Decimoprimera generación de la Escuela de Periodismo Multimedia El Tiempo. @cristian_pericocperico@elespectador.com
Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.