13 Apr 2021 - 6:37 p. m.

Distrito llega a un acuerdo con indígenas que estaban en el Tercer Milenio

La Alta Consejería para las Víctimas reubicó a 73 familias que se asentaron desde hace un mes en uno de los costados del parque. Fueron trasladadas a viviendas arrendadas por la Alcaldía.

El grupo de 228 indígenas embera Katío y Chamí, que desde hace cerca de un mes llegó la parque Tercer Milenio, ya fue reubicado por la Alta Consejería para los Derechos de las Víctimas, la Paz y la Reconciliación y la Secretaría Distrital de Integración Social, en similares condiciones a las que se dieron al grupo de indígenas que el año pasado llegó a ese mismo lugar.

De acuerdo con el Distrito, las 73 familias fueron trasladadas a viviendas en arriendo, así como les entregaron mercados, como parte de la atención primaria y con el fin de encontrar soluciones para superar las vulnerabilidades que atravesaron viviendo en la calle y en medio de la pandemia, pues además de que no contaban con servicios públicos, se presentó el caso de un niño que fue arrollado por un motociclista.

Un primer grupo, con 101 personas, fue trasladado el pasado viernes 9 de abril, mientras que los restantes fueron llevados a las viviendas en arriendo al día siguiente, acompañados de funcionarios de la Secretaría de Gobierno, encargados de facilitar la instalación de los embera y presentarlos con los arrendadores, en los lugares que determinaron junto a los líderes.

“De manera adicional, se movilizaron familias emberas que continúan ingresando a Bogotá con declaraciones recientes y son atendidas en la ruta de Atención Humanitaria Inmediata y habían aportado datos de arrendamiento. A la fecha se han garantizado los componentes de alimentación y alojamiento a 47 sistemas familiares”, informó la Alta Consejería para los Derechos de las Víctimas.

Esta es la segunda vez en menos de un año que indígenas embera llegan al parque Tercer Milenio a la espera de la ayuda del Estado. La mayoría son indígenas provenientes de territorios ancestrales en Chocó y Risaralda, que han tenido desplazarse por las condiciones sociales y de seguridad en la zona. El primer grupo permaneció por cerca de tres meses en el lugar hasta que finalmente llegaron a un acuerdo para que el Distrito les brindara ayudas y pagara el arriendo en viviendas por los siguientes cuatro meses.

Ante a situación, el Distrito envió una carta al Ministerio del Interior y la Unidad para las Víctimas con el fin de que se trabaje de manera conjunta estos casos y se atiendan las condiciones que están causando el masivo desplazamiento. En respuesta el Gobierno Nacional se comprometió a “generar un acercamiento con las autoridades del pueblo embera en territorio, así como con alcaldes y gobernadores para construir soluciones de fondo”.

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X