5 Jul 2022 - 4:46 p. m.

Domiciliarios de Rappi denuncian retrasos en pagos de la APP

Entre las exigencias piden los desembolsos inmediatos, reconocimiento por horas nocturnas y el pago del 100% de las tarifas cobradas a los usuarios.
Cristian Camilo Perico Mariño

Cristian Camilo Perico Mariño

Periodista sección Bogotá
Domiciliarios de Rappi denuncian retrasos en pagos de la APP.
Domiciliarios de Rappi denuncian retrasos en pagos de la APP.
Foto: Getty Image

En la mañana de este martes 5 de julio cerca de 50 personas, que se identificaron como ‘rappitenderos’, se dieron cita desde las 8:00 a.m. en la calle 93 con carrera 19, al norte de Bogotá, para denunciar retrasos en los pagos.

Lea también: Corazones productivos, el impulso económico de Bogotá.

Punto en donde se encuentra la oficina principal de Rappi S.A.S., compañía multinacional colombiana que actúa como plataforma para domicilios de comida.

De acuerdo con Jhonniell Colina, presidente de UnidApp Bogotá -Unión de trabajadores de aplicaciones en la capital-, su acto de protesta se debe a que la empresa no les ha consignado las ganancias a varios de sus repartidores en todo el país.

“Solo en Bogotá son 153 casos recibidos hasta el día domingo. A nivel nacional hemos recibido en total 377 reportes de compañeros a quienes desde hace dos o tres meses no les han realizado sus pagos. La empresa de ninguna manera responde, a pesar de que ellos han hecho reclamo por el centro de ayuda, único mecanismo de atención que tiene la aplicación”, afirma el vocero, quien menciona que los inconvenientes se vienen presentando desde marzo y que los montos adeudados a los trabajadores oscilan en promedio entre $1´200.000 y $2´800.000.

Frente a esta situación, y conociendo las denuncias ciudadanas, desde la sección Bogotá de El Espectador nos pusimos en contacto con Rappi, compañía que a través de un comunicado oficial reconoció que se han presentado inconvenientes; pero, según ellos, solo con 33 repartidores independientes registrados en la aplicación ´soy Rappi’.

“La semana pasada identificamos 33 casos, a nivel nacional, de repartidores independientes que, por inconvenientes con su cuenta bancaria, no pudieron recibir sus ganancias por los servicios prestados a los usuarios. Inmediatamente, nos comunicamos con ellos y el inconveniente fue resuelto con la mayor agilidad y brevedad posible por parte nuestra y del banco”, contestaron desde la empresa.

Sin embargo, frente a ese pronunciamiento, Colina destaca que esto deja en evidencia el desconocimiento que se tiene de la realidad de los empleados:

“Los números no cuadran. Solamente en Bogotá más de 40 personas han firmado el requerimiento, eso sin contar los afectados en otras ciudades como Cartagena, Cali, Medellín y demás zonas”, contesta el representante, quien agrega también que la compañía se excusa en tener problemas con las cuentas bancarias de los ´rappitenderos´; no obstante, los pagos se hacen a través de Daviplata.

“Para trabajar en la aplicación deben inscribir su cuenta Daviplata que opera con su número telefónico. Una vez empezaron a tener los inconvenientes radicaron la queja y la respuesta que les dieron es que el problema era con sus cuentas, pero muchos hicieron movimientos (tanto de salida como de ingreso de dinero) y en los ensayos se percataron que sus cuentas están activas, contrario a lo que dice Rappi”, resalta el vocero Colina.

Le puede interesar: Sexo en colegios de Bogotá: el tabú que plantea un reto más allá de la educación.

Debido a esta situación, en la mañana de este martes se dieron cita varios de los repartidores para presentar una petición formal en las oficinas de la compañía, en donde tuvieron que radicar la solicitud con el vigilante debido a que no estaban trabajando de manera presencial.

El documento fue destinado también a la Secretaría Distrital de Gobierno, con copia al Ministerio del Trabajo, la Superintendencia de Industria y Comercio, la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales -Dian-, la Defensoría del Pueblo y la Organización Internacional del Trabajo.

Entre las exigencias se pide habilitar las cuentas que fueron bloqueadas sin justificación desde Rappi S.A.S., el pago inmediato de los referidos y ganancias de quienes no las han recibido, la remuneración del 100 % de las tarifas cobradas a los usuarios (dado que afirman que en ocasiones no reciben el monto que se le cobra al cliente) o las facturas que justifiquen el descuento.

Adicionalmente, se reclama el pago de recargo por horas nocturnas, el reconocimiento por kilometraje y que los restaurantes aporten económicamente cuando el tiempo de entrega del pedido sea superior a 10 minutos, retrasando el cumplimiento de las labores de los ‘rappitenderos’.

Cabe señalar que desde la compañía se afirma que “los repartidores independientes verán reflejadas sus ganancias a más tardar este martes 5 de julio”; sin embargo, no se pronunciaron al respecto sobre las solicitudes presentadas por escrito, aunque señalaron que parte de quienes estaban a las afueras de sus instalaciones, según ellos, no eran trabajadores adscritos.

Nota relacionada: Manuel Velandia: el pionero en la lucha por los derechos LGBTI en Colombia.

Para conocer más noticias de la capital y Cundinamarca, visite la sección Bogotá de El Espectador.

Cristian Camilo Perico Mariño

Por Cristian Camilo Perico Mariño

Estudió Comunicación Social y Periodismo en la Universidad de Manizales. Decimoprimera generación de la Escuela de Periodismo Multimedia El Tiempo. @cristian_pericocperico@elespectador.com
Síguenos en Google Noticias