Publicidad
22 Oct 2021 - 1:56 p. m.

Dos capturados por intento de secuestro de bebé Embera en Bogotá

Una mujer vestida de enfermera, que se había ganado la confianza de la mama de una menor, trató de escapar con la bebé en un carro.
La comunidad Emberá lleva más de 21 días en el Parque Nacional.
La comunidad Emberá lleva más de 21 días en el Parque Nacional.
Foto: El Espectador

Con el pretexto de ofrecerles ropa y medicinas, una mujer intentó secuestrar a una bebé de dos meses perteneciente a la comunidad Embera que ocupa hace más de tres semanas el Parque Nacional. La mujer, vestida de enfermera, aprovechó tener a la bebé en sus brazos e intentó escapar subiéndose en un vehículo que la esperaba.

El hecho ocurrió a las dos de la tarde del jueves en las cercanías al parque donde están asentados más de 1.200 indígenas. La mujer que intentó el secuestro, según lideres indígenas, ya se había acercado varías veces a ofrecer ayudas a algunas mujeres, con lo que se ganó su confianza. Y ese día había citado a algunas con el pretexto de la entrega de más ayuda.

Lea: Con ayudas se han atendido a más de 40.000 migrantes en Bogotá

Mientras esperaban la supuesta ayuda, la supuesta enfermera que cargaba en ese momento a la bebé en sus brazos, les dijo a unas mujeres indígenas que iba a ver si el carro ya había llegado y que regresaba. Pocos momentos después, las mujeres se dieron cuenta que la mujer estaba entrando a un carro, ocupado con un cómplice que arrancó el vehículo.

En shock, la madre de la menor no fue capaz de reaccionar. Fue otra mujer que la acompañaba, que está en estado de embarazó, quien se interpuso entre el vehículo para evitar su huida. Sin embargo, el conductor logró evadirla y continuar. Allí alertaron a un taxista que pasaba por la zona que persiguió al vehiculó y alertó a la Policía que finalmente detuvo el vehículo y rescató a la bebé.

Le puede interesar: Hombre con antecedentes fue capturado en Santa Fe luego de robar a una monja

Luego de la captura de las dos personas que se encontraban en el vehículo, la madre de la menor tuvo algunas dificultades para poner la denuncia en la Fiscalía, ya que no había alguien que tradujera su testimonio. Finalmente se logró poner la denuncia en la URI de Puente Aranda donde están recluidos los capturados.

“Nuestro grupo Gaula acompaña la investigación para establecer los móviles de este hecho para ver si se trata de un rapto para comercialización o algún fin económico, o si sencillamente se trata de algún tema psicológico de la mujer”, aseguró el comandante de la Policía Metropolitana de Bogotá, brigadier general Eliécer Camacho.

Redacción Bogotá

Por Redacción Bogotá

Todas las noticias de Bogotá están aquí. El Espectador, el valor de la información.@bogotaEEbogota@elespectador.com
Síguenos en Google Noticias