Publicidad
18 Jan 2021 - 3:34 p. m.

Emprendedores bogotanos crean una galería de arte en un billete de $5.000

Sin importar lo abstracto que suena la idea, estos bogotanos incluyen pinturas, esculturas e ilustraciones en el papel moneda que lleva la imagen del poeta bogotano José Asunción Silva.
Gracias a la realidad aumentada, las personas pueden disfrutar de la galería artística que pareciera esconderse en este billete.
Gracias a la realidad aumentada, las personas pueden disfrutar de la galería artística que pareciera esconderse en este billete.
Foto: Cortesía

Puede que no lo sepa, pero ahora, justo en su billetera, si tiene un billete de cinco mil pesos colombianos, tiene una galería de arte. Ese papel moneda que en sí ya es artístico, pues exalta los páramos colombianos con sus frailejones, e incorpora el poema Melancolía de José Asunción Silva, ahora, gracias a la tecnología, puede mostrar hermosas esculturas, pinturas e ilustraciones.

Los artistas que fueron convocados para formar parte de este proyecto les pareció irreal que Juan Sebastián Wilches, director de la compañía Naddie, los llamara para proponerles que sus obras de arte fueran exhibidas en este billete.

Las conversaciones telefónicas fueron más o menos así:

-Oye, tengo una galería, quiero que expongas ahí.

-¿Y dónde tienes tu galería?

- En un billete de $5.000

-¿Qué? ¿Cómo así?

Wilches recuerda con risas esos diálogos y asegura que esa es una de las cosas que más le gusta de la realidad aumentada, el asombro que despierta, pues parte de su esencia es llevarle la contraria a la “realidad real”. La tecnología de la que habla este empresario bogotano es la misma que muchas compañías, por ejemplo, de ropa o de muebles, usan para promocionar sus productos. Mediante una tablet o un celular, las personas pueden ver cómo luce un sofá en la sala de sus casas, sin siquiera salir a comprarlo; o cómo les queda una camisa, o unos tenis. Pueden acercarse, alejarse, explorarlo. La cámara del celular se convierte casi que en un portal que muestra otra dimensión.

Lea también: Estos colombianos son capaces de hacer periódicos como los de Harry Potter

Las aplicaciones de la realidad aumentada son ilimitadas. Desde Naddie se le ha dado un norte hacia la educación, pues Wilches y su equipo la han usado, por ejemplo, para explicar la naturaleza del Sol, los minerales o los monstruos marinos. No obstante, en medio de esta pandemia, pensó en cómo podía hacer más cotidiana la experiencia que ofrece esta tecnología, además de ayudar al sector artístico, que también se ha visto fuertemente golpeado por el coletazo económico del COVID-19.

Le puede interesar: Artistas recurren a plataformas digitales para mantenerse a flote

“En mis once años de docencia he conocido a muchos estudiantes, muy buenos, que después no terminan trabajando en el medio, o se decepcionan, porque a veces es muy difícil sostenerse económicamente en profesiones como la animación o el arte. A la larga terminan perdiéndose muchos talentos”, menciona Wilches al reforzar la idea que este tipo de emprendimientos pueden convertirse en grandes ventanas para mostrar lo que hacen todas estas personas. “Creo que esta es una idea que se puede explotar mucho”, agrega.

La elección del billete de $5.000 se debe a motivos personales, pues la vida de José Asunción Silva despierta un especial interés en Wilches. Sin embargo, asegura que cada billete tiene una historia qué contar. Por ejemplo, con la pintora Débora Arango, quien es homenajeada en el billete de $2.000, podría hacerse algo especial.

Durante meses, Wilches trabajó en el desarrollo de la idea, con los retos que ella implica como generar ambientes en tercera dimensión en una base (el billete) que tiene muy poca profundidad, así como generar animaciones, pensar en el diseño que debería tener esa galería de arte, además del buen manejo de las luces, las sombras, los colores y los contrastes para que se viera lo más real posible. Y lo consiguió, gracias a la participación de otras personas en el proyecto como Javier Rivera, Fredy Rojas y Jonathan Bonilla.

Con la ayuda de Naddie (por más irónico que suene), artistas que antes pensaban que sus obras podían ser vistas por cientos o miles de personas, ahora pueden aspirar a que sean apreciadas por millones, mediante una tecnología inmersiva que permite que cualquier persona la disfrute al sacar un billete de su bolsillo y explorarlo mediante la cámara de su celular.

¿Cómo funciona?

Primero hay que descargar la aplicación Naddie en las tiendas App Store o Play Store. Una vez dentro, se debe ingresar al botón que dice “La galería de Naddie”. Posteriormente se debe sacar un billete de $5.000 (el de la nueva familia) aplanarlo y ponerlo sobre una mesa (se recomienda ponerle cinta en cada punta para que quede bien plano).

Inmediatamente (visto desde el celular) se levantará el billete y emergerá la galería, la cual cuenta con varios pasillos y habitaciones que albergan las propuestas artísticas. Al presionar en cualquiera de estas, aumentan su tamaño para ser vistas en mayor detalle. La persona puede acercarse a ellas, alejarse, darles vuelta, como si de verdad estuviera en la superficie de la mesa. Del mismo modo también se puede conocer la información del artista.

Wilches se imagina un futuro donde la realidad aumentada, virtual y mixta cambiará todos los campos de la sociedad. Cree que estas tecnologías, por ejemplo, permitirán que en un aula de clase un estudiante pueda tomar en sus manos un átomo y despiezarlo para entender mejor sus partes. Un mundo en el que la creatividad será el único limitante.

Síguenos en Google Noticias