22 Jun 2021 - 1:59 a. m.

La hoja de ruta territorial que ahora tendrá el centro de Bogotá

El Distrito tiene listo el Plan Especial de Manejo y Protección (PEMP) del Centro Histórico, que fija acciones en los próximos 20 años, en medio de la construcción de la primera línea del metro. Mantener el balance entre la preservación de las estructuras más antiguas y lograr la renovación, los principales retos.
Mónica Rivera Rueda

Mónica Rivera Rueda

Periodista Bogotá
Dentro de la zona de influencia se cuentan 309 hectáreas de la Reserva Forestal Protectora Bosque Oriental.
Dentro de la zona de influencia se cuentan 309 hectáreas de la Reserva Forestal Protectora Bosque Oriental.

La ciudad ya tiene listo el Plan Especial de Manejo y Protección (PEMP) del Centro Histórico de Bogotá, un instrumento de planeación y gestión de un territorio que comprende 835 hectáreas de las localidades de Los Mártires, Santa Fe y La Candelaria. Con la publicación del documento en el Diario Oficial, la ciudad está lista para ponerlo en marcha. Su importancia radica en que se invertirán $1,8 billones para preservar las edificaciones más antiguas e históricas, así como fijar las bases para la renovación de la zona en medio de grandes obras, como la primera línea del metro. En general, el PEMP incluye sitios como la Plaza de Bolívar y San Victorino o Las Cruces y la Plaza España.

Entre los puntos más destacados está la inclusión de 309 hectáreas de la Reserva Forestal y Protectora Bosque Oriental, con el fin de articular las acciones para reverdecer los cerros, pero también preservar lo patrimonial. “Eso no lo tiene ningún plan especial de manejo. Queremos darle valor patrimonial, así como lograr que los cerros ayuden a mitigar impactos, como los encharcamientos en el centro a través de sistemas de drenaje, o proyectos como Parque Pueblo Viejo, en la parte alta de La Candelaria, con acciones como tanques de agua para el riego permanente de especies nativas, pero también almacenar el líquido en caso de incendio. Es ver cómo podemos aportar y ver cómo los cerros lo pueden hacer”, aseguró Claudia Silva, quien hizo parte del equipo que construyó el PEMP.

Comparte: