16 Aug 2015 - 2:23 a. m.

Línea 123: negocio que defender

Tras el escándalo por las posibles irregularidades en el convenio para la modernización de la línea 123, Kattán explica su versión de la historia.

Alexánder Marín Correa

Tras las denuncias de El Espectador sobre las posibles irregularidades alrededor del convenio que firmaron el Fondo de Vigilancia y la ETB para modernizar la línea de emergencia 123, la empresa de telecomunicaciones es una de las protagonistas del escándalo. Se ha dicho de todo: que se violó la ley de contratación, que se han sobrefacturado servicios o se han cobrado otros que no se han prestado e, incluso, que sin terminar el proceso de selección, ya se sabe la empresa a la que le comprarán la plataforma para la nueva línea de emergencia. A pesar de esto, el alcalde Gustavo Petro insiste en seguir adelante, restando crédito a las alertas. El nuevo paso será conocer la empresa a la que le comprarían la plataforma, que sería esta semana. Ante este panorama y las dudas, el presidente de la ETB dio su versión.

¿Cómo analiza el caso de la línea 123?

Nos sentimos golpeados, por un tema que no es nuestro. Para la ETB, la línea 123 es un negocio más. Pero hay un tema más político. Que el gerente del Fondo de Vigilancia, cercano al alcalde, salga a decir que lo obligaron a renunciar, genera ruido. Y no quiero que una empresa que ha sido apolítica y técnica termine en chismes que le hacen daño. No ocultamos nada. ¿Que si queremos hacer negocios? Pues sí y obvio con rentabilidad, porque tenemos ánimo de lucro. Con una ventaja: el 88% es del Distrito.

¿Cómo asumen la línea?

ETB opera hace diez años la línea. En un proceso interno, no sé cómo ni me interesa, se contrató a Itelca. El convenio se pactó a cinco años y se fue alargando. Cuando llegué a ETB le dije al alcalde que era importante modernizar, porque el mundo hoy exige cosas que la actual plataforma no pueden hacer. El alcalde dijo que sí y dijo que ojalá se hiciera con la ETB.

Pero aún no hay modernización.

Por el Fondo han pasado muchos gerentes y cada uno llegaba con una posición distinta. Unos decían que licitación y otros que con la ETB. Sólo en octubre pasado firmamos un nuevo convenio. Sin embargo, falta un otrosí para asignar los recursos. Les dije que si no tenían recursos (algo que me parece absurdo) se los prestábamos. La propuesta era un convenio a cinco años, con cobro de un interés y una rentabilidad. Al final los equipos quedan para el Distrito.

La discusión sobre el anexo técnico.

El Fondo hizo un anexo técnico, que supervisó la ETB. Evitamos varios micos que querían colgar. Sacamos un anexo relativamente sano. Se quedó un tema en el tintero, que pedimos eliminar y el Fondo no accedió: el de la geolocalización. ETB sigue dando la pelea.

¿Cuándo se agudiza la discusión?

Veníamos discutiendo el tema. Salió Máximo Noriega y llegó Fernando Arbeláez, como gerente del Fondo, quien debe tener problemas mentales. Nos reuníamos más de una vez y llegábamos a acuerdos para firmar, pero al otro día no llegaba. Así ocurrió varias veces. El primero de julio el Fondo nos mandó un otrosí firmado, con varios vacíos jurídicos, que no corrigieron. Casi un mes después salió Arbeláez renunciando y diciendo que lo querían obligar a firmar.

El gerente del Fondo denunció que un funcionario de ETB lo invitó a arreglar las diferencias en un yate. ¿Qué decir?

Uno no hace un comentario de esos sin pruebas. Además, ¿a arreglar qué?, si el convenio está firmado y el otrosí es para asignar recursos a la propuesta ganadora. No tiene sentido. Si hay una prueba, que la Fiscalía asuma y manden preso a ese empleado. Pero entiendo que el funcionario va a demandar por injuria y calumnia a Arbeláez.

Si la modernización la defiende el alcalde con el caso de Rosa Elvira Celis, ¿por qué sacar la geolocalización de celulares?

Debemos tener una plataforma que soporte la geolocalización, pero no comprar una plataforma de geolocalización. Los operadores celulares tienen que dar esa información y no deberíamos gastar dinero en eso. No estamos contra la geolocalización ni favoreciendo a una empresa. Por el contrario, cuando se incluyó este tema en el anexo técnico, tenía especificaciones de un sistema llamado Polarix, amarrado a un posible oferente. Eso es raro. Logramos quitarlas y dejarlo el anexo más abierto.

Dicen que quieren sacar este requisito para habilitar una empresa.

Todos los que se presentaron tienen un sistema o plataforma que se adecúa a la geolocalización. Lo podrán hacer con plataforma propia o externa.

Sin geolocalización, la modernización no tendría sentido. ¿Qué hacer mientras cumplen los operadores?

Obligarlos a cumplir. No podría dar la discusión técnica, si ya hay otra solución. Estoy de acuerdo en que una parte importante del sistema es la geolocalización. No es que los otros elementos no sean importantes como el video o la de redes sociales, pero lo de geolocalizar celulares es muy importante.

La Policía ofreció plataforma gratis.

Esa plataforma no cumple muchas características y si no cumplen, gratis es caro. Hablamos de vidas humanas. Pero algo más complejo: la Policía sería juez y parte. Si recibe la llamada y las procesas (pensando mal y no digo que lo vayan a hacer) se presta para que puedan desaparecerlas, en caso de que necesiten limpiar su nombre si ocurre un incidente. Que la Policía se juez y parte, es inconveniente.

Hay dudas frente al costo de la plataforma.

Me dijeron que un periodista está haciendo un estudio de costos de la plataforma. Y es válido hacerlo, pero es más complejo que eso. Depende de las características que se pidan. Es como comprar un carro: se puede conseguir un carro de $30 millones y otro de $200 millones, y puede que sirvan para lo mismo, pero no son lo mismo. Por lo que pidió el Fondo, el estudio arroja un costo promedio de $110.000 millones. Ya tenemos tres propuestas, que estamos evaluando.

Hablan de direccionamiento en esa evaluación.

¿De dónde sacan esa información y opinan? Pregunté a los técnicos y me dicen que aún no hay decisión. Espero que sea pronto. Pero seguimos sin plata, sin proyecto nuevo y sin propuesta ganadora.

¿Por qué entre el anexo técnico del Fondo y el que envió ETB en la invitación a cotizar hay diferencias?

Me toca revisar. Entiendo que son paralelos con el anexo técnico (ver diferencia en anexo técnico).

¿Por qué ETB pidió a la interventoría revisar la propuesta de Thales Group?

Se rumoró que Thales era la empresa ganadora y pregunté, pero me dijeron en la empresa que no. Frente a ese episodio, entiendo que no ocurrió. Y puede que gane Thales, yo no lo sé, pero apenas se está haciendo la evaluación.

¿Cómo es el episodio de la invitación de gente del Fondo a Francia, donde Thales tiene la casa matriz?

Cuando se empezaron los estudios de mercado, vimos muchas plataformas. En algún momento un proveedor como Tiburón (no la ETB) planteó que lleváramos a la gente del Fondo. Se iban a ir de paseo como diez y varios de la ETB. Yo dije ¿para qué?, si ellos solo ponen los requerimientos y la ETB selecciona. Esto debe ser un proceso transparente. Si hubiéramos decidido llevarlos, tocaba llevarlos a todos lados. Sabíamos que eso se daba para malas interpretaciones. Y si preciso los llevábamos a Francia de donde es Thales y gana, pues imagínese. Desbaraté ese viaje.

Dicen que fue la interventoría la que frenó el paseo.

No, eso lo hice yo. Y ni siquiera por costos, porque para un proyecto de $250.000 millones, llevar a diez personas a Europa y a Estados Unidos no es representativo. Me parecía que era un mal precedente.

La gerente de Itelca dijo que ETB la sacó de la modernización.

Este es un negocio importante. Con compañías grandes, internacionales, con operación en muchos países. No con compañías de papel. Itelca no tiene una plataforma robusta e internacional que cumpla las características y no clasifica.

Otra de las dudas es el pago mensual de $1.510 millones.

Eso es lo que le cobra la ETB al Fondo, pero de ahí paga $850 millones a Itelca y $450 que cuesta la sede para la línea, la conectividad, etc. El resto son ganancias. El exgerente del Fondo decía que ETB tenía ganancias grandes. Esto no es de ganancias grandes, porque es menos del 20%. Pero digamos que la ganancia fuera del 90%. Para la ETB es un negocio. Que puede que los otros hayan hecho un mal negocio, pero para la ETB sigue siendo un negocio. Mi propósito es generar plata y valor a los accionistas.

Dicen que hay cifras ocultas.

Todas las cifras se han dicho. Los detalles de la conectividad, pero al exgerente le pareció absurdo. Ya le detallamos cuál es el costo de financiación, de la plataforma y el margen… todo se ha contado. Y no tiene ningún misterio.

¿Por qué los equivocados son la interventoría, la Contraloría, los del Fondo, y no el alcalde y la ETB?

La ETB pelea muchos negocios y de esto vivimos, pero acá hay muchos intereses. Me causa curiosidad que la Contraloría hable de detrimento. No sé si hay, pero apenas abrieron una investigación esta semana. El convenio pasado se pagó, porque el Fondo estuvo conforme con el servicio. Hasta hoy, en ETB no hay ningún hallazgo fiscal sobre el antiguo convenio ni sobre el nuevo. Que hay detrimento de $33.000 millones, ¿de dónde sale la cifra?, ¿quién lo dijo?

Es un informe de la Contraloría.

Yo no conozco ningún informe. Me piden que opine, pero en la ETB no hay ningún informe, ni de la Contraloría, ni de la interventoría, ni hay nada.

El informe de Contraloría habla puntualmente del convenio pasado.

Puede que lo haya. Yo no sé. Pero, ¿de dónde sacan la cifra? Me parece raro. La Contraloría visita todos los años el Fondo y uno de los contratos más importantes es este. ¿Y ahora resulta que hay detrimento? ¿En las auditorías anteriores no dijo nada? ¿Lo sacó a relucir por lo que publicó El Espectador? Insisto, no digo que exista o no exista el detrimento, porque no conozco, pero me parecen extrañas estas denuncias de yates, de detrimentos… Yo desde ETB presiono para que el negocio sea mío. Tengo un convenio legalmente firmado y cumple con todo. Lo único es que no estamos cumpliendo el cronograma, porque no nos han dado plata.

Les dieron un anticipo de $15.000 millones. ¿Qué pasó con esa plata?

Ese dinero alcanza hasta el 22 de agosto para pagarle a Itelca.

Si hubieran usado esos recursos para modernizar y operar en paralelo la línea no estarían en esta situación.

Eso es cierto, pero la plata nos la dieron en junio.

El año pasado les dieron los primeros $15.000 millones y este año otros $15.000 millones.

Los del año pasado fueron para el convenio anterior. Los que nos aprobaron este año los giraron en junio para pagarnos cuentas atrasadas. Si nos hubieran dado esa plata el año pasado para comenzar, hubiéramos avanzado en algo.

Usted dijo que ponía la plata, ¿por qué no lo hizo y avanzó?

Tenemos la plata para financiar el proyecto. Pero necesito el otrosí donde quede claro cómo nos van a pagar. Si contrato una plataforma y no sé cómo voy a recuperar esa plata, después me meten preso a mí. Ese riesgo no lo puedo asumir.

¿Y no está el convenio ya firmado?

Sí, pero se necesita el otrosí para los recursos y el plan bianual de pagos, que no lo tenemos.

El alcalde dice que con el convenio firmado es suficiente

El alcalde puede decir eso, pero él no es abogado. Me puede decir que arranque sin otrosí, pero no puedo hacerlo. El convenio habla de un otrosí y un plan bianual. Si yo tengo un documento que diga que la ETB va a financiar y me dicen cómo me van a pagar, pongo la plata.

Parece que el Distrito no tiene la plata.

Es inaudito que la ciudad no tenga plata para un proyecto tan importante. No hay $100.000 millones, pero hace poco el Fondo compró 165 cámaras de seguridad y pagó $12.000 millones. El alcalde quería 1.000 cámaras y pidió que las cotizáramos nosotros. Les cotizamos 1.000, que eran mejores, en los mismos $12.000 millones. Entonces digo: le pagan al interventor $11.000 millones de contado, tienen $12.000 para comprar 165 cámaras y ¿no hay ni siquiera $42.000 millones para empezar la modernización?

¿Se habló de liquidar el convenio?

Nosotros vamos a seguir. La secretaria general, Martha Lucía Zamora, me dijo que eso nunca se mencionó ni s habló de licitación. El alcalde sostuvo esta semana que se debe seguir con ETB. La licitación internacional la está haciendo ETB. Yo sigo defendiendo el negocio. Si me dicen que hay que terminarlo, porque es inviable, pues que lo liquiden. Pero hay un convenio firmado que hay que respetar. ETB lo defiende. Pero si tenemos un convenio y no hay plata, no ganamos nada. Eso termina siendo y un saludo a la bandera. El Distrito tiene que resolver algo.

Su apunte final.

¿Que si hay problemas? Claro, que hay. ¿Que de pronto hay corrupción? En una empresa tan grande seguro habrá algo de corrupción. Pero la hemos disminuido mucho. La Contraloría no ha calificado bien y hemos hecho procesos de transparencia por Colombia. Se viene mejorando mucho. Tenemos que manejar esta compañía como una compañía. El Distrito es el mayor accionista, pero las cosas se deben manejar bien.

* * *

Diferencias en anexo técnico

En respuesta posterior, la ETB dio su versión sobre las diferencias entre el anexo técnico que acompaña el convenio y el que la empresa les envió a las empresas que invitó a participar. Respondió: “El anexo técnico del Fondo de Vigilancia es un documento base de requerimientos y funcionalidades generales y algunas específicas, que sirven de base para el proceso interno dentro de ETB, lo que le permite buscar la mejor tecnología que satisfaga y cumpla dichas especificaciones.

ETB parte de este documento, lo precisa y lo detalla en el sentido técnico, para así cumplir con normas internacionales para una ciudad del tamaño de Bogotá. Es así que los requerimientos de experiencia, capacidad financiera, de experticias probadas, son de la órbita interna de ETB para garantizar un servicio con tecnología de altísima calidad al mejor costo.

El documento diseñado por ETB permite entonces tener precios de mercado ajustados a la real necesidad solicitada por el Fondo”.

Kattán duda de la interventora

Gran parte de las denuncias que se han hecho de las posibles irregularidades alrededor del convenio entre el Fondo de Vigilancia y la ETB para modernizar la línea 123, además del informe de la Contraloría, se apoyan en los informes de la interventora Infotic.

Respecto al papel de esta empresa en la vigilancia del convenio, el presidente de la ETB señaló: “Se contrató una interventora, que también es proveedora del Fondo. Es una de estas compañías mixtas, que se hacen como de papel, para hacer convenios. La diferencia es que la ETB tiene un socio real que es el Distrito. ¿Qué tiene de público Infotic? ¿Qué tiene que ver la Alcaldía de Manizales con ella? No los conozco, pero entiendo que tienen cuestionamientos. Les asignan a dedo, con cifras muy grandes. Hablan de $11.000 millones y que les pagaron de contado. Eso a mí no me gusta mucho. Me parece extraño”.

 

Comparte:

Inscríbete a Nuestros Newsletter

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarte, aceptas nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
Para tener acceso a todos nuestros Newsletter Suscríbete